SOBRE EL FANATISMO RELIGIOSO, LOS COPTOS Y UN PROGROMO EN LA ESPAÑA DE 1391

Escribía el novelista francés André Maurois que “sería necesario imponer esta regla;no repetir jamás una afirmación malévola sin verificar su contenido. Aunque es cierto que así nunca se hablaría de nada” Igual que los incendios pueden iniciarse por una simple chispa un rumor puede desatar una tormenta de imprevisibles consecuencias, aunque también es cierto que para que una chispa prenda un gran fuego es necesario que antes ese bosque este seco, mal cuidado y reuna las condiciones necesarias para favorecer la extensión del fuego, lo mismo que con los rumores, es necesario que la sociedad  se encuentre en un estado tal que permita que unas simples palabras que en otro momento no tendrían peso alguno se conviertan en el detonante de acciones donde la razón juega un papel marginal 
Digo esto con relación al nuevo brote de violencia religiosa en Egipto contra la comunidad cristiana copta, que han dejado un rastro de 12 muertos,220 heridos y 12 iglesias incendiadas, todo ello apenas dos meses después de la caída de Hosni Mubarak en el inicio de la primavera árabe que ha recorrido todo el Norte de África y Oriente Medio. Una revolución  que fue alabada por todos por su naturaleza pacífica , donde fue la fuerza del pueblo , su presión día tras día, la que acabo con más de tres décadas de poder del viejo gobernante . Ya dije entonces y sigo sosteniendo ahora ,que el futuro tanto de esta revolución egipcia como de todas las demás que se vivieron en Túnez , en Yemen, y las que han causado la guerra de Libia y la sangrienta represión en Siria y que tienen temblando a las monarquías absolutistas de la Península Arábiga iba a depender no de la buena voluntad del pueblo , y tampoco de la influencia del fundamentalismo  salafista, sino de la evolución económica.

Una de las doce iglesias copas incendiadas durante el sábado 7 y el domingo 8 de mayo de 2011 , durante la explosión de violencia surgida por los rumores de que una cristiana que se había convertido al Islam había sido secuestrada por su propia familia que además la estarían torturando .Otra versión  es que se trataba de un matrimonio mixto entre un musulmán y una cristiana copta. Sea cual fuere la versión auténtica, no es más que el pretexto usado por los demagogos salafistas para avivar el odio, como sucedió, tal y como explico en el artículo, en la España medieval con los judíos (foto tomada de www.abc.es)
Y en este caso se han unido la fuerza de los rumores , con la ignorancia y los problemas económicos de la población. No se puede entender los acontecimientos sino se ven todos los elementos en conjunto. Pero antes de ver porque ha sucedido, quiero mirar una vez más hacia el pasado porque , como decía el alemán Friedrich Schlegel “el historiador es un profeta que mira hacia atrás”. La mayoría de las claves de los acontecimientos presentes las tenemos en el pasado, porque el comportamiento del ser humano no cambia demasiado a lo largo del tiempo. Y este viaje lo haremos a los reinos cristianos del último tercio del siglo XIV. Cuando se habla de aquella imaginaria España en la que convivían armoniosamente las tres grandes religiones, cristianos, musulmanes y judíos no se dice que eso sólo sucedió en periodos muy cortos de tiempo y siempre en épocas de bonanza económica. El historiador francés Fernand Braudel(1902-1985) decía que las persecuciones y expulsiones de los que son diferentes a la cultura que les alberga “siempre dependen de las intemperies de la vida económica. La principal culpable es la recesión”
Durante los siglos XII y XIII la expansión de los reinos cristianos en la Península, tanto de Castilla como de la Corona de Aragón y el auge del comercio habían permitido una cierta prosperidad económica que coincidió con un tiempo de tolerancia, siempre relativa, entre las tres religiones. Pero las cosas cambiarían en el siglo XIV , en particular con la expansión de la Peste Negra , la guerra de los Cien Años que arrasaba los campos de Europa , los saqueos , la falta de mano de obra por el alto número de muertos causados por la guerra y la peste,  y un clima que entraba en la conocida como Pequeña Edad de Hielo con unas condiciones climáticas más duras que perjudicaban a las cosechas, crearon una situación nueva donde la gente parecía buscar una respuesta a tantas desgracias que no podían explicar ni tampoco detener.  Es en esos momentos de desesperanza cuando el terreno aparece abonado para los demagogos, los que viven de alimentar los temores y frustaciones de la gente.

Mapa con la extensión de la Peste Negra durante el Siglo XIV.Causada por la bacteria Yersinia Pestis y transmitida por la pulgas que habitan en las ratas negras, causando la muerte de unos 25 millones de europeos, aproximadante entre un 40% y un 60% de la población según los países. Esto causaría cambios sociales y económicos además ayudado por la Guerra de los Cien Años entre Francia e Inglaterra y el inicio de la conocida como Pequeña Edad de Hielo, todo lo cual crearía un clima de terror y angustia entre el pueblo y los judíos se convertirían en el chivo expiatorio de este miedo (imagen tomada de www.kalipedia.com)
En la Edad Media todas las preguntas y todas las respuestas llevaban a Dios, y la voz de los frailes era admitida como la voz de Dios , y estos les animaron a que se arrepintieran y cambiaran su forma de vivir, porque lo que estaba sucediendo tenía que ser por fuerza un castigo de Dios. Y desde los tiempos de la huida de  Egipto, los judíos sabían que siempre eran el chivo expiatorio en circunstancias como esta, para los cristianos eran el pueblo deicida, los responsables de la muerte de Jesús , aunque había otra razón mucho más poderosa para que fueran odiados en la Europa medieval. La Iglesia tenía prohibido que se hiciesen prestamos entre cristianos cobrando intereses , lo que se consideraba un pecado de usura. Ya había sido declarado un delito por Carlomagno (747-814) pero la postura contra esta práctica se iba a radicalizar en el siglo XIV, cuando el papa Clemente V (1264-1314) declaro prohibida entre los cristianos la usura y anulaba cualquier otra legislación existente. En los reinos cristianos de la Península, el rey de Castilla Alfonso XI (1311-1350), sería el primero en prohibirla en 1348.
Los judíos de aquella Europa medieval sufrían duras condiciones de vida, pues tenían prohibido desempeñar la mayor parte de las profesiones y únicamente se podían dedicar al comercio y al préstamo de dinero, ya que a ellos no les afectaba la prohibición dictaminada por el papa Clemente V. Los reyes se encontraban entre sus principales clientes , pero también los particulares, que acudían a ellos en momentos de dificultades financieras, lo que también era un arma de doble filo, porque si bien resolvían los problemas puntuales de la gente, estos luego se quedaban endeudados y con unas tasas de interés muy altas
En la época que estoy hablando, finales del siglo XIV, los tipos de interés en los territorios de la Corona de Aragón eran del 20% y en el reino de Castilla del 33,3%. Los prestamos solían ser pequeñas cantidades a devolver en un plazo medio de seis meses a un año, pero en el caso de que transcurriesen seis años esta obligación se extinguía . Esta política de prestamos creaba muchas tensiones y juicios , donde los prestamistas judíos exigían el pago de las cantidades adeudadas mientras que los deudores se negaban considerando que los tipos de interés eran abusivos, lo que no era culpa de los judíos sino de la legislación vigente aprobada por los reyes. Cuando Alfonso XI prohibió en Castilla la usura en 1348 y autorizó a los judíos que comprasen tierras y las trabajasen, las Cortes anularon esta decisión, ya que los prestamos eran necesarios para la economía de la época y en particular para la Corona. Era una gran hipocresía porque , por un lado se alentaba el odio hacia los judíos por prestar dinero y arruinar a los cristianos y por otro casi se les forzaba a hacerlo al no permitirles otra actividad con la que ganarse la vida.

Juderia de Hervas
Imagen de la Judería o Aljama de Hervás, en la proincia de Cáceres, una de las mejor conservadas ya que en Extremadura no se desató la violencia que arrasaría con las demás aljamas  tanto en el reino de Castilla como en la Corona de Aragón. Desde 1969 la judería de Hervás es Conjunto Histórico Artístico . En las juderías era donde por ley estaban obligados a vivir los judíosLas casas solían ser de ladrillo, adobe y madera. Por su parte, las calles eran empedradas. Muchas veces estaba rodeado de muros y empalizadas  y por las noches se cerraba y aislaba del resto de la ciudad (imagen tomada de http://sobreextremadura.com ) 
Para empeorar la situación, los reyes castellanos aumentaban los impuestos para mantener el ejército y los gastos burocráticos de la corona, y ¿quienes eran los recaudadores de impuestos? Si, los judíos , lo que no hacía más que incrementar la animadversión de los cristianos contra ellos a los que veían como una especie de vampiros que les estaban chupando la sangre. En realidad sólo unos pocos judíos se enriquecían con esta actividad, mientras que la mayor parte de las aljamas, término que significa “conjunto de judíos” y que se empleaba para designar a las comunidades  judías en las diferentes poblaciones de la Península,  vivían en una pobreza aún mayor que los cristianos pues tenían que pagar más impuestos y apenas tenían trabajos a los que dedicarse. Pero esto no era visto así por el pueblo , y en particular por aquellos que instigaban el odio hacia los judíos.
Durante la guerra  civil  que se produjo en Castilla a la muerte de Alfonso XI en 1350 por la disputa del trono entre su hijo legítimo Pedro I (1334-1369) y su hijo bastardo , Enrique de Trastámara(1334-1379), los judíos se pusieron de parte del rey legítimo, Pedro I , lo que hizo que los partidarios del Trastámara acusaran a Pedro I de ser en realidad hijo de un judío y no del  rey y alentaron el odio hacia los judíos. Tras la muerte asesinado de Pedro I, ya contaré su apasionante historia en otro artículo, en 1369, Enrique se convirtió en Enrique II Trastámara, fundador de esta nueva dinastía que llevaría hasta los Reyes Católicos y ejerce una política antisemita que se inicia con la moratoria general de las deudas y en muchas poblaciones, como en Segovia o Ávila, se asaltan las juderías para quemar los documentos y las hipotecas. Poneos en su lugar, imaginad que pudierais hacer lo mismo con vuestras hipotecas y deudas bancarias.
El antisemitismo era utilizado como un arma política, no como un conflicto religioso, una forma de encauzar el descontento del pueblo hacia una minoría indefensa , mientras se olvidaba que los auténticos responsables de su situación no eran los judíos, sino sus nobles y monarcas que les metían en guerras continuas y dilapidaban el dinero en ejércitos demasiado grandes,  además de problemas estructurales de su propio sistema económico a lo que se unían las enfermedades y los cambios climáticos . Por toda Europa, en esos mismos años, se acusaba a los judíos de ser los causantes de la peste negra a través del envenenamiento de los pozos, se decía que todos los males que sufrían los cristianos se debían a permitir que vivieran con ellos los asesinos de Jesús y se alimentaban los rumores de la práctica de sacrificios humanos y el asesinato de niños en ceremonias secretas judías. Empezaron a producirse matanzas por toda Europa con las que se desahogaba una población histérica y aterrorizada por las desgracias que la rodeaban. Como véis, argumentos falaces como las armas de destrucción masiva tamibén eran empleados entonces.



El predicador valenciano Vicente Ferrer (en la imagen) y el arcediano Ferrán Martínez fueron los principales impulsores de los progromos que se sucedieron por todas las aljamas de los reinos españoles durante el verano de 1391 y que supuso la muerte de entre unos miles y hasta sesenta mil hebreos y la destrucción de muchas aljamas que nunca volverían a recuperarse. El que luego sería canonizado, Vicente Ferrer, se refería a los judíos como    “animales con rabo y que menstruan como las mujeres” y su lema era “bautismo o muerte”. Supieron encauzar el descontento de la población por la subida de los precios y el progresivo encarecimiento de los alimentos, lo que guarda paralelismo con la situación que ha desembocado en las revoluciones de los países árabes pero que sigue latente y podría radicalizarse si no se consigue una mejora de la situación(imagen tomada de http://lovevalencia.com/



Entre 1380 y 1390 la situación económica se deteriora , la inflación aumenta y la gente se hunde en la pobreza. Aparece entonces la siniestra figura del arcediano de Écija, Ferrán Martinez , quién desde 1378 alienta el odio contra los judíos y llama al pueblo para que queme las sinagogas. El arzobispo de Sevilla, Barroso, pidió al rey que exigiera a Ferrán Martínez que moderara sus proclamas antisemitas, pero Juan I (1358-1390) no consiguió silenciarle como tampoco el propio arzobispo que, cuando ya había decidido suspender a Ferrán de sus funciones, muere en 1390. Ese mismo año muere Juan I y deja el trono a su hijo Enrique III(1379-1405) , a la sazón un niño de apenas once años. Este vacio de poder será aprovechado por Ferrán Martínez, que además era el confesor de la reina regente Leonor de Aragón(1358-1382), madre de Enrique III, por lo que ejercía un gran poder sobre las decisiones de la regente.

Sus discursos son cada vez más exaltados , llamando a la quema de las 23 sinagogas que existían en Sevilla por ser un insulto a la Iglesia. Aunque incluso la reina trato de que suavizara su postura, a medida que se aproximaba la Semana Santa de 1391 su discurso se radicalizaba más , contando ahora con el apoyo de Vicente Ferrer (1350-1419), un predicador dominico valenciano que describía así a los judíos “Los judíos tienen entre otros el más oculto y abominable oprobio pues les sale de la cara aquel exangüe olor y amarillez de su rostro” , añadía además que eran “animales con rabo y que menstruan como las mujeres” y afirmaba que “La señal de Caín está puesta sobre ellos y es el olor que exhalan”. La labor de Vicente Ferrer, cuyo lema era “bautismo o muerte” y  que luego sería canonizado entre otras cosas por las muchas conversiones que había logrado, y Ferrán Martínez, junto a la de otros predicadores que utilizaban sus mismos argumentos, desembocarían en el progromo de 1391 que arrasaría la comunidad judía en los reinos cristianos españoles.

Todo estaba listo para que sucediese lo inevitable. Un pueblo inflamado por la retórica de estos predicadores demagogos, un poder central débil en manos de una regente y con un rey de once años, una crisis económica que hundía a la gente en la pobreza, y un colectivo débil e indefenso al que culpar de todos los males y desahogar el miedo y la frustración. El 6 de junio de 1391  estalla la violencia, el barrio de Santa Cruz es saqueado, muchas casas de la judería sevillana son saqueadas e incendiadas y se dice que son asesinados más de 4000 mil judíos. El canciller de Castilla, Pero López de Ayala (1332-1407) escribe  “el pueblo de la cibdad de Sevilla avia robado la Juderia, é que eran tornados Christianos los mas Judios que y eran, é muchos de ellos muertos.Fue cobdicia de robar, segund paresció, mas que devocion”.

VIDEO SOBRE LOS PROGROMOS DEL SIGLO XIV EN LOS REINOS ESPAÑOLES 

La violencia se desató por toda la Península , las aljamas de Écija y Carmona fueron borradas del mapa y todos los judíos asesinados, en Toledo murieron un millar de judíos y todas las sinagogas incendiadas . Y lo mismo sucedía en Córdoba, Andújar, Ciudad Real, Jaén, Úbeda, Baeza, Cuenca o Madrid por citar sólo algunas de las más de setenta poblaciones afectadas. Pero no se limitaba a los territorios de Castilla, en la Corona de Aragón el rey Juan I (1350-1396), tampoco pudo detener la matanza y en Barcelona su judería quedó reducida a cenizas y lo mismo sucedería en las juderías de Tarragona, Gerona, Besalú y en Valencia el 9 de julio una horda de vagabundos armados con palos, navajas y aperos de labranza causó la muerte de otros 250 judíos y en el reino de Navarra, donde gobernaba Carlos III el Noble (1361-1425) se suceden las matanzas en Pamplona, Estella, Puente la Reina y Tudela , y tampoco fueron una excepción las Islas Baleares, donde en la aljama de Palma hallaron la muerte más de 300 judíos.Únicamente se mantuvieron a salvo los judíos del Reino de Granada, pues se hallaban bajo el gobierno musulmán .

Las cifras totales del progromo de 1391 no son exactas y oscilan desde unos miles hasta alcanzar los sesenta mil. Lo que si provocó fue la destrucción casi definitiva de la comunidad judía en España, con casi todas sus aljamas destruidas o muy empobrecidas, y , sobre todo, las conversiones, pues se calcula que entre el progromo de 1391 y 1415 más de la mitad de los judíos españoles, unos 250.000, se habían convertido al cristianismo. Como decía años después el también judío converso Fernán Díaz de Toledo, secretario del rey de Castilla Juan II (1405-1454), “el bautismo convertía al bautizado en un hombre nuevo, cancelaba toda la obligación de expiación , y eliminaba la culpa y el pecado” . Era el preludio de la expulsión de los judíos de España que se produciría un siglo después, en 1492, por los Reyes Católicos  y con la que España perdería a una élite económica e intelectual imposible de sustituir.

Distribución de la Iglesia Copta entre Egipto, Sudán  y Eritrea. En Egipto hay unos 8 millones y en Sudán apenas 200.000. El lenguaje copto, una evolución del egipto  antiguo , sólo se usa en la liturgia .Hasta ahora habían logrado convivir en paz con los musulmanes pero como sucedió con los judíos en España y en otras naciones de Europa , pueden ser las víctimas de los que usan la demagogia para alentar el temor,la frustración y la desesperanza de los estratos más pobres e ignorantes de la población .Siempre habrá algún Ferrán Martinez o un Vicente Ferrer para alentar el odio , ese es el peligro de la situación actual del Norte de África y que podría avivarse si se agrava la crisis económica y alimentaria (imagen tomada de http://ilya.it)  

La clave está en las palabras del Canciller de  Castilla, Pero López de Ayala , ” Fue cobdicia de robar, segund paresció, mas que devocion”. La religión era el pretexto, el motivo principal , lo que permitió que el odio fuese avivado por las soflamas de los predicadores fue la precaria situación económica del pueblo. Y es aquí donde este relato enlaza con la actualidad y el peligro de violencia que se cierne en los países que han vivido las revoluciones de la llamada primavera árabe. Como decía al principio murieron en El Cairo 12 personas y 220 heridos y dos iglesias de la comunidad copta fue incendiada.El termino copto procede del griego Aigyptos que, curiosamente, significa “egipcios” y en un principio los propios árabes lo utilizaron para designar a todos los egipcios en general, aunque con posterioridad fue empleado para designar a los egipcios que habían abrazado el cristianismo durante el siglo I, aunque también se emplea para otros cristianos ortodoxos como los etíopes. Tienen su propio lenguaje litúrgico, el copto, derivado del egipcio antiguo y, como sucedíó con las aljamas en España o el resto de Europa, suelen tener sus propios barrios dentro de las ciudades egipcias. En la actualidad representan al 10% de la población egipcia, unos ocho millones de personas.

La violencia se desató sobre los rumores , de los que hablábamos al principio de este artículo, de que una familia copta mantenía secuestrada a una cristiana que deseaba convertirse al Islam y que estaba siento torturada dentro de una Iglesia, mientras que otros dicen que en realidad era un matrimonio mixto entre un musulmán y una cristiana y que fueron atacados por un grupo de exaltados que dieron lugar a los enfrentamientos.  Todo sucedió en el barrio de Imbaba, una de las zonas más pobres de El Cairo , donde no llega el turismo y reina la miseria, caldo de cultivo para que florezcan los extremismos, como hemos visto que sucedía en la España del siglo XIV. Un grupo islamista llamado Al Gama al Islamiya había gobernando este barrio en los años 90 , quemando las tiendas occidentales y obligando a llevar velo a las mujeres, pero fueron reprimidos por los policías enviados por Hosni Mubarak. Pero la ignorancia y la pobreza no fueron erradicadas.

Imagen del entierro de uno de los doce muertos durante los enfrentamientos en el barrio de Imbaba entre coptos y la mayoría musulmana . Este barrio es una de las zonas más pobres y con un nivel de educación más bajo de la capital egipcia, el caldo de cultivo ideal para el crecimiento del salafismo(imagen de www.elpais.com)

Decía Benjamín Disraeli que “el asesinato jamás ha cambiado la historia del mundo” y nos equivocamos si pensamos que la muerte de Osama ben Laden o las revoluciones árabes van a permitir una vida en libertad y democracia de estos pueblos. No, sólo la prosperidad económica asegura la paz y la libertad, porque donde hay hambre, ignorancia  y miseria siempre habrá lugar para nuevos Ferrán Martínez y Vicente Ferrer, que exalten a las multitudes y encaucen su odio contra un grupo determinado, en este caso los coptos , mañana cualquier occidental , todo aquello que represente lo que los judíos representaban en el siglo XIV , la riqueza y la prosperidad, los vampiros que chupaban la sangre de los pobres. Da igual que esta imagen sea falsa, el hombre , cuando está desesperado, acepta todo con tal de que se le ofrezca un chivo expiatorio para sus males. Los tiempos cambian pero los seres humanos continuamos siendo los mismos y repitiendo los mismos errores, y el mayor de ellos es no ser conscientes de que hay una bomba de relojería que puede estallar si no se consigue mejorar las condiciones de vida de tantos millones de personas en las naciones árabes. Y no será por religión, sino por algo mucho más material ” Fue cobdicia de robar, segund paresció, mas que devocion”.

Anuncios