MISTERIOS DE LA HISTORIA: EN BUSCA DEL ARCA DE NOÉ( PRIMERA PARTE)

El Arca de la Alianza, el Santo Grial o el Arca de Noé son objetos buscados a lo largo de la historia aunque desconozcamos si alguna vez tuvieron una existencia real o son mitos sin más base histórica que los relatos bíblicos. Hay personas que han dedicado, y lo siguen haciendo en nuestros días, su vida a esta búsqueda mientras que la mayoría de los investigadores consideran absurdo estas creencias en relatos que posiblemente sólo querían ofrecernos una explicación del pasado. El hombre ha buscado desde la más remota antigüedad respuestas para explicar el mundo que le rodeaba. Podemos imaginarnos a aquellos seres humanos que vivían en las cavernas para quienes los fenómenos de la naturaleza, las estrellas del cielo, el Sol, la Luna, su propia existencia , eran misterios para los que no tenían respuesta y que les atemorizaban. Pero cuando no existía la ciencia el hombre utilizó otro método para dar un sentido al mundo y a sí mismo, y esa respuesta adoptó el nombre de mito y los mitos se transformaron en las primeras religiones, en la adoración de los dioses creadores de todo lo existente.
Los mitos son el esfuerzo del ser humano por encontrar el sentido de la vida y en ellos encontramos un reflejo de los deseos, temores y esperanzas del hombre encarnados en dioses y leyendas . La linea que separa la religión del mito es muy tenue, pues las religiones , al morir , las llamamos mitología. Así, sucedió con la religión egipcia, con Isis y Osiris, hoy mitos pero para los egipcios dioses reales que formaban parte de su vida, como para los griegos eran reales sus dioses Olímpicos, o para los vikingos los dioses que vivían en el Valhalla. El Islam, el cristianismo, el judaísmo son religiones milenarias y los creyentes las mantienen vivas, pero si un día no existieran esos fieles creyentes lo que hasta entonces era un credo se convertirían en mitologías que serían estudiados por nuestros sucesores como hoy estudiamos las mitologías del mundo antiguo. La palabra mitología procede del griego clásico y está compuesta por dos palabras , “mythos” que significa “el discurso” y logos que representa la habilidad para expresar los pensamientos por lo que mitología sería la habilidad para narrar historias, en este caso , la historia de los dioses. 

Archivo:James Ussher by Sir Peter Lely.jpg
El arzobispo de Armanagh, James Ussher, en la imagen en un retrato realizado por el pintor Peter Lely(1618-1680) ,escribió en 1650 “Los anales del mundo” o “Anales del Viejo Testamento, derivados de los primeros orígenes del mundo” en el que basándose en el Antiguo Testamento realizaba una cronología de la Tierra desde su  creación , creación que había fijado en el año 4004 a. C . Así lo escribió “En el principio, Dios creó el cielo y la tierra (Génesis 1,1). El principio del tiempo, de acuerdo con nuestra cronología, tuvo lugar al comienzo de la noche que precedió al 23 de octubre de 710 (período) juliano. El año 4004 a. C.” Gran parte de la sociedad de su tiempo estuvo de acuerdo con las tesis de Ussher pero lo grave es que hoy en día, a pesar de las evidencias científicas, todavía hay grupos en nuestras sociedades, que aceptan literalmente el contenido de los textos sagrados como el Antiguo Testamento aunque las evidencias científicas hayan demostrado hace tiempo que esta interpretación literal no puede ser aceptada y es falsa.Sin embargo, si lo utilizamos como un mito, una forma de transmitir una realidad transformada para explicar tal vez hechos que sucedieron en el pasado, encontremos una nueva forma de interpretación que nos descubra un contenido real dentro del mito
Cuando hablamos de la mitología griega no existe polémica alguna al considerarla nada más que un relato para explicar el origen del mundo y los fenómenos naturales, no sucede lo mismo cuando se trata del Antiguo Testamento, ya que se trata del texto que constituye los cimientos de las tres grandes religiones monoteístas de nuestro tiempo y a las que pertenecen miles de millones de seres humanos. Para los no creyentes los textos del Antiguo Testamento carecen de valor histórico  mientras que para los creyentes fue  la historia fidedigna de la creación hasta no hace demasiado tiempo, aun no han quedado tan perdidos en el tiempo los intentos de datar la edad de la Tierra según el Génesis, como hizo el celebre arzobispo de Armagh, James Ussher(1581-1656), que publicaba en 1650 su libro “Los anales del mundo” donde fijaba la fecha de la creación de la Tierra el 22 de octubre del 4004 a. C, la expulsión de Adán y Eva del Paraíso el lunes 10 de noviembre de ese mismo año y el final del Diluvio Universal el 5 de mayo del 2348 a. C.
Hoy podemos sonreír ante esta ingenuidad pero entonces la obra de Ussher fue creída por la mayor parte de la sociedad y en nuestros días siguen existiendo grupos denominados creacionistas que rechazan la Teoría de la Evolución de Darwin a pesar de todas las evidencias científicas y siguen aceptando el relato bíblico en su sentido más literal. Decía Francis Bacon que “el hombre prefiere creer lo que quiere y no lo que es” y ante la realidad , si no le gusta, prefiere cerrar los ojos y mantenerse firme en sus creencias. No es mi objetivo hoy adentrarme en este espinoso tema de la fe, pero si en el carácter histórico de los textos bíblicos. Porque en ellos nos vamos a basar  para conocer la historia del Arca de Noé. ¿Pudo existir el Arca?¿hubo un Diluvio?¿hay pruebas, al margen de lo recogido en la Biblia, que pueda hacernos pensar que algo sucedió en el pasado, una catástrofe regional o mundial que explique el por qué en diferentes mitos de distintos pueblos se hable de un diluvio que anegó la tierra y acabó con toda la vida sobre ella excepto con la de un o unos pocos elegidos? Creo que las leyendas y los mitos esconden detrás de ellos una realidad transformada por el tiempo y los relatos transmitidos de generación en generación y que no podemos descartar con un simple gesto de escepticismo. Trataremos de conocer un poco más que podría haber de real en la historia de Noé y el Arca y que ha llevado a muchos a dedicar su vida a la búsqueda de la legendaria nave. Y para ello , primero debemos empezar por una historia que todos conocemos y que hallamos en el Génesis.

VÍDEO SOBRE LA HISTORIA BÍBLICA DEL ARCA DE NOÉ  Y EL DILUVIO UNIVERSAL

Un breve vídeo que resumen la historia del Génesis y la búsqueda de las pruebas físicas del Diluvio Universal

Según el Génesis, hubo un tiempo después de la creación del mundo en la que los hombres vivían siglos, como Adán, que vivió novecientos treinta años , su hijo Set, que alcanzó los novecientos doce años y poco a poco los hombres fueron viviendo menos años a excepción de Matusalén, que se ha convertido en símbolo de longevidad, al morir a los novecientes sesenta y nueve años. La Biblia va enumerando las diferentes generaciones que se sucedieron desde Adán y después de Matusalén y su hijo Lamec, llegamos a Noé, que a la edad de quinientos años engendraría a Sem, Cam y Jafet. En aquellos días, nos cuenta la Biblia, “viendo los hijos de Dios que las hijas de los hombres eran hermosas , tomaron para sí cuantas de entre ellas más les gustaron”(Génesis 6,2-3) y añade “en aquel entonces había gigantes en la tierra y también después que los hijos de Dios se unieron a las hijas de los hombres”(Génesis 6,4-5). ¿Quienes eran estos hijos de Dios que se unieron a las hijas de los hombres? ¿Se refiere a dos razas diferentes?¿existían gigantes?¿y por qué las edades centenarias? Por supuesto se han buscado diferentes explicaciones, a cual más fantástica.
Pero no es este hoy el objetivo de nuestro relato. Tenemos que seguir adelante , cuando Yavé se entristece ante la maldad que se ha extendido entre los hombres y se arrepiente de haberlos creado y dice “Exterminaré de sobre la faz de la tierra al hombre que he formado; hombres y animales , reptiles y aves del cielo, todo lo exterminaré , pues me pesa haberlos hecho”(Génesis 6, 7-8). Pero un hombre merecerá el perdón de Yavé, Noé, el único hombre justo sobre la faz de la Tierra. Y entonces Yavé se dirige a Noé para advertirle de la proximidad de la destrucción de la humanidad “Veo llegado el fin de toda carne, porque la tierra esta toda llena de iniquidad por causa de los hombres”(Génesis 6,13-14)  e indicarle lo que debe hacer para que Noé y su familia puedan salvarse “Hazte un arca de maderas resinosas , divídela en compartimentos y calafatéala con pez por dentro y por fuera“(Génesis,14-15) Le da hasta las medidas que debe tener el arca  “estas serán sus dimensiones:trescientos codos  de largura, cincuenta de anchura y treinta de altura” y le dice a continuación como destruirá a la humanidad “Yo voy a arrojar sobre la tierra un diluvio de aguas para destruir bajo el cielo toda carne en la que haya hálito vital.Todo cuanto hay sobre la tierra morirá” (Génesis 6,17-18)

Archivo:Französischer Meister um 1675 001.jpg
Noé, cuyo nombre en hebreo significa “descanso”, aparece en esta pintura del siglo XVII  en una de las escenas más difundidas, cuando se tiene que enfrentar a los que se burlan de él y su familia por construir el Arca y no hacen caso de las advertencias de la proximidad del Diluvio. Sin embargo, al leer el Génesis mientras preparaba este artículo no he encontrado ninguna referencia a ello. Noé no advierte a nadie, ni aparece ningún comentario sobre las reacciones de sus vecinos , únicamente es Noé quién recibe el mensaje de Yavé para salvarse . Muchas veces la tradición recrea  y embellece los relatos añadiendo escenas que no aparecen en estos. También es falsa la imagen tantas veces representada de una pareja por cada animal. En realidad se trataba de siete parejas de los animales puros y una pareja de los animales impuros, aunque si entraran en el Arca de dos en dosOs lo indico sólo como curiosidad, pues este relato en todo caso es una forma de narrar un mito, algo que tal vez sucedió en el pasado y alrededor del cual se construyó esta historia sin que sepamos como sucedió o si sucedió, aunque las abundantes referencias al diluvio en diferentes religiones y mitos nos conducen a pensar que si se produjo una gran catástrofe en algún momento del pasado de la humanidad.
¿Por qué salvaba a Noé? Yavé responde “Porque sólo tu has sido hallado justo en medio de esta generación” (Génesis 7, 1-2) y además tiene la misión de salvar no sólo a su familia , sino también a una muestra de cada especie existente en el planeta “De todos los animales puros tomarás siete pares de cada especie , machos y hembras, y de los impuros tomarás un par, macho y hembra; también de las aves del cielo siete pares de cada especie, a fin de conservar la especie sobre la tierra” (Génesis 7,2-4) y tiene que hacerlo con rapidez porque el plazo para que se cumpla este apocalipsis está próximo a su vencimiento “Porque dentro de siete días  haré llover sobre la tierra por espacio de cuarenta días y cuarenta noches y exterminaré sobre ella todos los seres que he hecho“(Génesis 6,4-5). Suele representarse en las obras artísticas , en películas y documentales a una pareja de cada especie subiendo al arca, pero ,como acabamos de ver, únicamente se refería a los animales considerados impuros, porque de los animales puros y las aves serían rescatados y subidos al arca siete pares de machos y hembras.
Y así llega el día del Diluvio “Era el año seiscientos de la vida de Noé , el día diecisiete del mes segundo cuando irrumpieron todas las fuentes del abismo y se abrieron las cataratas del cielo. Y la lluvia cayó sobre la tierra por espacio de cuarenta días y cuarenta noches“(Génesis 7,11-13). Noé había cumplido todo lo que le había ordenado Yavé, y el arca comenzó a navegar mientras las tierras eran cubiertas por las aguas y perecía toda la vida sobre la superficie del planeta “Diluvió por espacio de cuarenta días sobre la tierra y las aguas“(Génesis 17-18) alcanzando hasta las principales cumbres del planeta “Tanto crecieron las aguas sobre la tierra que llegaron a cubrir todos los montes más altos de debajo del cielo“(Génesis 7,19-20). Nada sobrevivió “Todos los seres vivientes sobre la superficie de la tierra fueron exterminados”(Génesis 6,23-24)  excepto Noé y su arca “Únicamente quedó Noé y los que estaban con él en el arca“(Génesis 6,23-24) y así transcurrieron más de cuatro meses, en aquella inmensa desolación “la inundación de las aguas sobre la tierra duró ciento cincuenta días” (Génesis 7,24-25)

Archivo:Gustave Doré - The Holy Bible - Plate I, The Deluge.jpg
Espectacular y dramático grabado del artista francés Gustav Doré  (1832-1883) sobre el Diluvio Universal. En el Génesis leemos “Diluvió por espacio de cuarenta días sobre la tierra, y las aguas, siempre en crecida, levantaron  en alto el arca , que flotaba sobre las aguas. Más y más crecieron y aumentaron las aguas sobre la tierra, mientras el arca continuaba flotando sobre su superficie. Tanto crecieron las aguas sobre la tierra que llegaron a cubrir todos los montes más altos de debajo del cielo. Quince codos subieron las aguas por encima de los montes más altos”(Génesis 7, 17-21) En la segunda parte de este artículo veremos que nos dice hoy la ciencia sobre la posibilidad de que hubiera habido un diluvio o una inundación que explicase este relato presente en diferentes religiones y mitos , algunos tan alejados entre sí como el mito del poblamiento de la isla de Pascua y los recogidos en los textos sagrados del hinduismo    
Pero las aguas comenzaron a descender y “El día diecisiete del séptimo mes quedó anclada el arca sobre los montes de Ararat(Génesis 8,4-5) y “Al cabo de cuarenta días abrió Noé la ventana que había hecho en el arca y sólo un cuervo“(Génesis 8,6-7) y más tarde “soltó después una paloma para ver si se habían secado las aguas sobre la superficie de la tierra“(Génesis 8,8-9) Pero la paloma no halló donde posarse y Noé esperó otros siete días para enviar de nuevo a la paloma que regresó con una rama de olivo. Y nos cuenta el Génesis que “El año seiscientos uno de la vida de Noé, el primer día del primer mes se secaron las aguas sobre la superficie de la tierra. Levantó Noé la cubierta del arca , miró y he aquí que estaba seca la superficie de la tierra. El día veintisiete del segundo mes la tierra estaba completamente seca“(Génesis 8,13-15) . El relato del Diluvio concluye con la alianza que Yavé establece con Noé y con sus descendientes “Esta será la señal de la alianza entre mí y la tierra, entre mí y vosotros y todos los seres vivientes  que hay entre vosotros por todas las generaciones futuras. Yo pongo mi arco en las nubes y será la señal de la alianza entre mi y la tierra“(Génesis 9,12-14) Y las últimas palabras del relato del Diluvio son “Dios dijo a Noé “Tal es la señal de la alianza que acabo de establecer entre mi y toda carne que hay sobre la tierra“(Génesis 9, 17-18).
Hasta aquí el relato bíblico del Diluvio según el Antiguo Testamento, la tradición judía en la que se basa tanto el cristianismo como el Islam, sin embargo no es ni mucho menos la única religión que hace referencia al Diluvio, incluso es posible que su relato sea una adaptación de otro aún más antiguo que nos lleva hasta Mesopotamia,  un texto conocido como el “Poema de Gilgamesh“, que es considerada como la narración escrita más antigua de la historia y que fue hallada en doce tabletas de arcilla escritas con caracteres cuneiformes  en la biblioteca de la antigua  capital del Imperio Asirio, Nínive . Aunque estas tablillas están fechadas en el siglo VII a. C, bajo el reinado de Asurbanipal (rey entre el 668 y el 627 a.C) el relato hace referencia a un rey llamado Gilgamesh que habría vivido durante el siglo XXVII a. C y cuyo texto se habría escrito hacia el 1300 a. C . En este Poema se narra la historia de un Diluvio que a su vez se habría inspirado en otro texto , la “Atrahasis”  escrita entre 1646 a. C. y 1626 a. C en Mesopotamia . Es un extenso poema que abarca desde el origen del mundo a la creación del hombre, incluyendo este relato del Diluvio

Imagen de la Tablilla XI, de arcilla y escrita con caracteres cuneiformes,   donde se recoge la historia del  Diluvio y Gilgamesh, que, como acabamos de ver, a su vez se inspiraba  en otra obra titulada “Atrahasis” , fuente de la que podría proceder o habría influido con fuerza sobre el relato del Diluvio y la historia del Arca y Noé. Si fuera así nos estaríamos remontando a una fecha sobre el 2650 a. C , época en la que habría vivido y reinado Gilgamesh, aunque en realidad el no vive el Diluvio sino que le narran la historia de Enki  y Atrahasis, anteriores a Gilgamesh(imagen procedente de http://elfilologoenlared.wordpress.com )
También en la “Atrahasis” los dioses deciden destruir la humanidad, pero uno de ellos, el dios Enki, no quiere que la humanidad perezca, y por eso advierte a un hombre, otro ser justo como Noé, llamado Atrahasis, para que construya una embarcacion y  se ponga a salvo . Como a Enki le habían prohibido los otros dioses que advirtiera a los hombres de la inminencia de su destrucción, éste, para eludir esta prohibición, se dirige no directamente a Atrahasis, sino a las paredes de su cabaña ¡Pared, escúchame atentamente!¡Choza de caña, asegúrate Tú, de asistir a todas mis palabras!Desmonta la casa, y construye un barco…¡Que la azotea sea como el Apsu que ni el sol pueda penetrar dentro!Haz cubiertas  superiores e inferiores,al abordar deben ser muy fuertes,que el betún sea fuerte.”  y cuando Atrahasis ya tiene construida la embarcación se inicia la catástrofe Como un asno salvaje que grita los vientos aullaron,la oscuridad era total, no había ningún sol,Como para Nintu la “Gran Amante”,Sus labios se resecaron por la escarcha.Los grandes dioses, los Annuna,Estaban sedientos y hambrientos.La diosa miró y lloró…”
Pero no es sólo en el mundo mesopotámico donde hallamos referencias de un diluvio universal que hubiera acabado con la humanidad . En el texto hindú “Shatápatha-bráhmana” escrito en sánscrito, la lengua clásica de la India y que en la actualidad es la lengua utilizada en los ritos sagrados, se narra la leyenda de Manu, un nombre al que se dan diferentes interpretaciones pero que podría ser traducido como “hombre”, “humano” o “humanidad” , quizás por considerarlo el padre de todos los seres humanos después del diluvio . En uno de los grandes poemas épicos del hinduismo, el Mahabharata , podemos leer esta referencia sobre Manu “Y Manu fue dotado con una gran sabiduría, y dedicado a la virtud. Y fue progenitor de una dinastía. Todos los de la raza de Manu son llamados humanos (manavá). “ En el “Bhágavata Purana” también se recogen aspectos de la vida del rey Manu, a quién se le habría aparecido el dios Visnú bajo la forma de un pez  mientras él se estaba lavando las manos en  un río. El pez se estaba muriendo y le pidió a Manu que lo salvara y éste, apiadándose así lo hizo poniéndolo en un pequeño recipiente. Pero este pez, que era en realidad Visnú, fue creciendo y tuvo que colocarlo en un charco, luego en un lago y finalmente en el océano. Sería Visnú quién avisaría a Manu que se aproximaba un gran diluvio . Manu construyó una gran nave donde alojó a su familia y en lugar de a los animales, el semen de los mismos, para repoblar de nuevo la tierra.

Imagen del Monte Ararat , el nombre al que se refiere el Antiguo Testamento como el lugar donde se posó el Arca cuando el nivel de las aguas bajaron, aunque no tendría que referirse al mismo Monte Ararat que conocemos hoy. Es un volcán inactivo y la mayor altura de Turquía, con sus 5165 metros de altura, aunque históricamente siempre había pertenecido a Armenia, de la que en la actualidad dista unos 32 kilómetros . Nieves perpetuas cubren su parte superior . Su nombre en turco se puede traducir como “La Montaña del Dolor” y además de ser centro de interés para aquellos que quieren explorarla en busca de los restos del Arca de Noé, también está rodeada de otra leyenda, la leyenda de “Los Diez Mil Mártires del Monte Ararat” según la cual diez mil soldados romanos que se habían convertido al cristianismo fueron crucificados en las faldas de esta montaña  (imagen procedente de http://www.diariodelviajero.com )
Y seguimos encontrado referencias del Diluvio en todos los puntos del planeta. En la isla de Pascua sus habitantes creen proceder de Hiva, una mítica isla que algunos investigadores identifican con Rapa Iti, en la Polinesia Francesa, cuyas tierras habrían quedado cubiertas por el mar y sus habitantes habrían escapado en embarcaciones rumbo a Rapa Nui, la que conocemos con el nombre de Isla de Pascua. En la mitología maya tenemos otro mito que nos habla del dios Huracán , dios del fuego , el viento y las tormentas, y habría sido el responsable del diluvio que anegó la tierra después de que los dioses decidieran destruir a la primera raza de hombres que habían creado pero que había causado su cólera . En otra mitología , la azteca, hallamos nuevas referencias al Diluvio, en el mito de los Cinco Soles, , donde en cada uno de ellos se produce un proceso de evolución y destrucción de un mundo regido por un dios . En el cuarto de estos soles, el Cuatro-Agua regido por la diosa de los lagos y las corrientes de agua, Chalchiuhtlicue, el mundo quedó destruido por un diluvio del que sólo se salvaron un hombre y una mujer, Nene y Tata, que se habrían salvado gracias al dios Tezcatlipoca que les pidió que se refugiaran en el tronco hueco de un árbol para evitar que toda la humanidad desapareciera ,mientras el resto de los hombres se transforman en peces.    
En Mesopotamia, en la India, en México, en la isla de Pascua, entre los mayas, pero también entre los griegos cuya mitología nos narra la historia de Deucalión y Pirra, que habrían sido avisados por Prometeo , un titán que era amigo de los hombres y que por robar el fuego del Olimpo y entregárselo a los seres humanos fue castigado a ser encadenado en una roca donde acudía todos los días un águila a devorar su hígado que volvía a crecer para repetirse la misma escena al día siguiente. Este Prometeo avisaría a Deucalión sobre las intenciones de Zeus de inundar la Tierra para acabar con la Edad del Bronce  y les aconsejó que construyeran un arca y se pusieran a salvo en ella. Así lo hicieron Deucalión y su esposa, salvándose del diluvio que anegó toda Grecia durante nueve días y nueve noches, donde sólo se salvaron aquellos que habían buscado refugio en las principales cumbres del país. También en la mitología inca su principal deidad, Viracocha, habría destruido a la raza de los gigantes enviando un diluvio y luego de la espuma del lago Titicaca habrían surgido la primera pareja de seres humanos, la de Manco Cápac y Mama Ocllo, hijos del Sol

Imagen del Lago Titicaca en Bolivia, donde según la mitología inca , al menos en una de sus versiones, de su espuma habrían surgido el primer hombre y la primera mujer, Manco Cápac y Mama Ocllo después de que la tierra fuera anegada por el diluvio. La presencia del mito del Diluvio en lugares tan alejados unos de otros nos conduce a pensar en la existencia de una catástrofe a nivel mundial más que a un acontecimiento regional, aunque también se podría deber a diferentes catástrofes naturales a las que los pueblos que las vivieron hayan buscado explicaciones similares . En la segunda parte profundizaremos en lo que la ciencia nos dice sobre el Diluvio y lo que dicen otros investigadores que contradicen las versiones oficiales (imagen procedente de http://locuraviajes.com )

Relatos referentes al diluvio también encontramos entre los indios mapuche, que se asentaban en el actual territorio de Chile, en la mitología de los extintos indios tainos del Caribe o en los mitos de las tribus guaraníes que se extendían por parte de los territorios de Bolivia, Paraguay, Argentina y  Brasil . Tantas coincidencias ¿son una causalidad o hacen referencia a algún acontecimiento real del pasado y distorsionado después por los relatos y el tiempo? ¿existió un Noé, un Deucalión, un Nene y Tata, un Manu que salvaron sus vidas a bordo de una embarcación por consejo de los dioses para evitar que la humanidad se extinguiera?¿Tiene algún sentido buscar el Arca de Noé?¿Hubo una o más de una?¿serían estos relatos mitológicos la narración de diferentes personas en distintos lugares que sobrevivieron a una misma catástrofe?  En la segunda parte de este artículo conoceremos la historia de la búsqueda del Arca de Noé y trataremos de buscar la respuesta a alguna de estas preguntas.

VÍDEO ANIMADO DE LA HISTORIA DEL DILUVIO DEL GÉNESIS SEGÚN LA BIBLIA

Aunque se trata de una versión dirigida al publico infantil no me he podido resistir a incluir este vídeo  que me ha recordado a los que veía siendo niño y que me ayudaron a amar la historia. Pido disculpas a los que les parezca un cierre demasiado infantil para esta primera parte. En la segunda recogeré varios reportajes sobre las investigaciones actuales sobre el Arca y las expediciones que han tratado de hallarla.

Anuncios