UNA HISTORIA DE LA MAFIA Y EL SAN VALENTÍN SANGRIENTO (PRIMERA PARTE)

 El año pasado ya escribí sobre San Valentín y el origen histórico de esta celebración, y para quién tenga interés o curiosidad en leerlo aquí os dejo el enlace para que no tengáis que buscarlo entre los muchos artículos que ya acumula el Mentidero http://chrismielost.blogspot.com/2011/02/historia-de-san-valentin-cuando-el-amor.html. Pero este año quiero hablar de otro acontecimiento relacionado con el 14 de febrero, día de San Valentín, un hecho más sangriento y trágico del que seguramente habréis oído hablar, la Matanza del Día de San Valentín, una historia que nos llevará a la Sicilia del siglo XIX para atravesar luego el Océano Atlántico y llegar a las grandes ciudades norteamericanas de Nueva York y Chicago durante los años veinte, los años en los que una prohibición consiguió disparar los índices de criminalidad en Estados Unidos. Pero vayamos poco a poco y dirijamos nuestra mirada a la isla de Sicilia, en los años anteriores a la independencia de Italia, pues Sicilia se convertiría en el territorio natural de la Cosa Nostra, de lo que conocemos todos por el nombre de mafia.
¿Qué significan estos dos términos, mafia y cosa nostra? Primero hagamos una rápida y breve incursión en el pasado de la isla donde nació la organización. Sicilia estuvo bajo el dominio árabe durante un siglo, entre el 965 y el 1072 , año en que los árabes fueron expulsados después de ser derrotados en el asedio de la ciudad de Palermo por las tropas del conde normando Roger I (1031-1101). A partir de este momento Sicilia se convertía en un condado y medio siglo después, en 1131, uno de sus hijos, Roger II(1095-1154) sería coronado como el primer rey del reino de Sicilia. Este reino, a partir de las conocidas como  Vísperas Sicilianas de 1282, cuando una rebelión del pueblo siciliano consiguió la expulsión del monarca de origen francés Carlos I de Anjou(1226-1285), sería dividido en dos, el Reino de Sicilia y el Reino de Nápoles, y en concreto el reino de Sicilia pasaría a depender primero de la Corona de Aragón y ya en el siglo XVI , después de la unión de los reinos de Castilla y Aragón en virtud del matrimonio de los Reyes Católicos, Isabel de Castilla(1451-1504) y Fernando de Aragón(1452-1516), pasaría a depender de la Corona Española. Y así permaneció hasta el año 1713, después de la Guerra de Sucesión por el trono de España tras la muerte de Carlos II el Hechizado en 1700,último miembro de la dinastía de los Austria en España. La guerra  supondría la coronación del primer rey de la rama española de los Borbones, Felipe V (1683-1746), pero Sicilia terminaría dependiendo, tras una serie de enfrentamientos y tratados políticos, del emperador del Sacro Imperio Carlos VI (1685-1740)

Mapa con las diferentes etapas en la unificación de Italia iniciada en 1859 e impulsada desde el reino de Piamonte-Cerdeña por el rey Víctor Manuel II(1802-1878) y apoyado por Giuseppe Garibaldi, que al frente de mil de sus camisas rojas, el uniforme que llevaban los garibaldinos o seguidores de Garibaldi, conquistaría Palermo en mayo de 1860 y constituía un gobierno provisional presidido por el propio Víctor Manuel II lo que significaría el final de la independencia del Reino de Sicilia . Comenzaba una nueva época de inestabilidad, revueltas y aumento de la criminalidad que sería el mejor caldo de cultivo para que prosperase la mafia , una nueva sociedad del crimen que iba a adueñarse en pocos años de los principales resortes de la sociedad siciliana , convirtiéndose en un auténtico poder en la sombra (imagen procedente de http://nereasociales.blogspot.com )
Pero de nuevo España ocuparía los territorios de Nápoles y Sicilia tras derrotar a las tropas austríacas en la batalla de Bitonto el 25 de mayo de 1734 y un año después los reinos de Sicilia y Nápoles pasaban a ser gobernados por reyes pertenecientes a la dinastía Borbón. Así sería hasta el año 1816, con el breve intervalo de la conquista del reino por las tropas francesas de Napoleón Bonaparte (1769-1821), que impondría en el trono primero a uno de sus hermanos, José I Bonaparte(1768-1844), que reinaría sólo entre 1806 a 1808 porque luego su hermano lo nombraría rey de España, y a José le sucedería en el trono siciliano un cuñado de Napoleón, Joaquín Bonaparte(1767-1815), que se mantendría en el trono hasta 1815. Un año después , terminadas ya las guerras napoleónicas y con Napoleón en su lejano destierro en la isla de Santa Elena, los reinos de Nápoles y Sicilia, que como vimos habían existido por separado desde 1282, se unificaban en un único reino, llamado Reino de las Dos Sicilias , que se mantendría hasta 1861, fecha en la que pierde definitivamente su independencia para incorporarse al Reino del Piamonte.
El Reino del Piamonte estaba gobernado por el rey Víctor Manuel II y su objetivo era unificar la península italiana , iniciando una guerra contra el Imperio Austro-Húngaro. En 1860 las tropas de uno de los líderes de la independencia de Italia, Giuseppe Garibaldi(1807-1882), desembarcaban en Sicilia y se hacían dueños de la isla, que se incorporaba así al proyecto de una Italia unida. Pero esta unión con la península no sería bien recibida por buena parte de la población, incrementándose la violencia, las disputas , asesinatos, robos y ajustes de cuentas y un ambiente de constante rebelión contra la invasión italiana. Sería en estos momentos de disturbios, caos e inestabilidad cuando surge por primera vez la palabra mafia. Tiene un origen controvertido, la hipótesis más difundida es que procede del termino árabe mahya, que puede traducirse por “bravuconería, jactancia, chulería”. Ya vimos que los árabes estuvieron más de un siglo en territorio siciliano, por lo que es una hipótesis factible al igual que su procedencia de otra palabra árabe  mu´afah que significa “protección de los débiles”

Mapa de Sicilia . Con sus 25.000 kilómetros cuadrados es la isla más grande de Italia , con una población que supera los cinco millones de habitantes que la convierten en la segunda isla del Mediterraneo con una mayor densidad de población después de Malta.Sus dos ciudades más importantes son Palermo, que es la capital , y Catania, las dos entre las diez ciudades más pobladas de Italia . Durante los siglos XVIII y XIX Sicilia era la última etapa del Gran Tour que los jóvenes aristócratas ingleses , franceses y alemanes realizaban por Italia como un elemento imprescindible en su educación. En el siglo XIX su principal fuente de riqueza será la exportación de cítricos, en particular de naranjas y limones, que exportaban a Inglaterra y Estados Unidos. La tierra era propiedad de los aristócratas que comenzaron a usar los servicios de hombres que les ayudaran a administrar y proteger sus tierras. Estos hombres , a los que se llamaba gabellotti , se hallarían en el origen de la mafia. Aunque también hay antecedentes de una organización similar en España, conocida como la Garduña de la que escribí hace meses un artículo. Por si lo queréis visitar este es el enlace http://chrismielost.blogspot.com/2011/09/de-la-garduna-espanola-los-carteles.html (imagen procedente de http://www.kuviajes.com )
Algunos historiadores , separándose del origen árabe de la palabra, creen que esta nació de las iniciales de la expresión Morte Alla Francia, Italia Anela! que podemos traducir del italiano como ¡Muerte a Francia, Italia Anhela!”, un grito de resistencia de los sicilianos durante las celebres Vísperas Sicilianas de 1282 que ya he mencionado y en la que los sicilianos masacraron a todos los franceses que vivían en la isla. Sea como fuere el nombre de mafia y mafiosos comenzaría a hacerse famoso durante la segunda mitad de este siglo XIX. Pero ¿por qué nació la mafia? La respuesta hay que buscarla en la misma historia de Sicilia que acabamos de recorrer con brevedad. Durante todos estos siglos la isla había sido gobernada por un pequeño grupo de aristócratas luego reconvertidos en grandes terratenientes, que poseían las tierras y gozaban de todas las riquezas y privilegios, mientras que la mayoría de la población trabajaba para ellos en condiciones miserables, algo, por otra parte, común a la mayoría de naciones de su tiempo y de casi todos los tiempos. En este estado de cosas la única forma de conseguir algo más de lo que poseían era la delincuencia, el robo y para protegerse sólo podían contar con ellos mismos, por lo que se estrecharon los vínculos familiares, convirtiéndose la familia en una institución sagrada, en el núcleo de resistencia frente al poder.

Ya en el siglo XIX la principal riqueza de la isla son los cítricos, exportando grandes cantidades de naranjas y limones tanto a Londres como a Nueva York. Las grandes fincas donde estos se cultivaban  eran propiedad, naturalmente, de los aristócratas, pero de su administración se encargaban unos hombres llamados gabellotti que procuraba obtener el máximo rendimiento de las mismas dividiéndola entre los campesinos a cambio del pago de un arrendamiento, pero no tardarían en comenzar a abusar de su poder , exigiendo a los campesinos mayores cantidades de dinero que las que pedían los aristócratas, embolsándose la diferencia al tiempo que, al controlar la producción y distribución de los productos, podían ejercer chantaje sobre las ciudades ya que en cualquier momento podían cortar la llegada de alimentos o especular con los precios haciendo que subieran  o bajaran según su conveniencia. Se rodearon de cuadrillas de matones para protegerse e infundir miedo, todo ello prácticas con las que hoy identificamos a la mafia, por lo que podríamos considerar a estos gabellotti como los antecedentes más directos de la mafia. Hasta los propios aristócratas pasaron a depender de la naciente mafia para que protegiera sus fincas proporcionándoles a cambio favores políticos.

Fotografía de una familia de emigrantes italianos en Nueva York hacia el año 1900. Miles de ellos abandonaron sus hogares para zarpar en busca del sueño americano, aunque la realidad que allí encontraban no era lo que se habían imaginado,  sin conocer el idioma y sin dinero se encontraban perdidos en un nuevo país donde les miraban con desprecio. Pero entre aquellos inmigrantes también habían viajado miembros de la mafia que no tardarían en organizarse y prestarles ayuda y protección cambio  de parte del dinero que fueran ganando y de su silencio y lealtad. Poco a poco los tentáculos de esta sociedad criminal fueron introduciéndose hasta la policía y los políticos de la ciudad a  través de la corrupción, los sobornos y las amenazas(imagen procedente de http://www.palimpalem.com ) 
Con la conquista de la isla por las tropas de Garibaldi la situación para la población en Sicilia no solo no mejoró , sino que incluso empeoró. La miseria en la que vivían era la misma, pero además habían aumentado los índices de criminalidad y la inestabilidad política hasta un extremo que en 1874 el gobierno de Italia mandó al ejército para poner orden, expulsando del poder a los conservadores que gobernaban la isla y siendo sustituidos por un partido de izquierdas donde la mafia se hallaba mejor infiltrada. Sería la propia mafia la que ofrecería sus servicios al nuevo gobierno para restablecer la paz en la isla aunque lo que en realidad quería era hacerse con el control efectivo de las instituciones, bien a través del soborno, bien a través de la amenaza o la extorsión. La mafia ya se estaba convirtiendo en un poder en la sombra en Sicilia. Pero la pobreza en la isla era extrema y miles de sicilianos decidieron durante las últimas décadas del siglo XIX abandonar Sicilia rumbo a Estados Unidos, en busca de cumplir su particular sueño americano.

Pero antes de seguir a estos emigrantes que buscaban un nuevo futuro en América veamos que estructura tenia la Mafia . La organización esta dividida en grupos llamados Familias, que controlan regiones, ciudades o solamente barrios . Cada Familia esta dirigida por un jefe, el Don o Padrino y el más poderoso entre todos los Dones o jefes de Familia es conocido como el Capi di tutti cappi, es decir, el jefe de todos los jefes. El Don cuenta con una especie de gabinete que le asesora en el gobierno de la Familia, gabinete integrado por el Direttore que se encarga de dirigir los negocios que son legales, el Contabile o administrador y el Avvocato, el abogado que se encarga de los asuntos legales que conciernen a la Familia.  Por debajo del Don en la estructura de la Familia están el Sottocapo o Subjefe, que se encargaría de sustituir al Don en caso de muerte o incapacidad del Don para dirigir la Familia y suele ser o un hijo o un familiar cercano del Don , el Consigliere, que sería una especie de consejero personal del Don y que le acompaña a todas partes para asesorarle, el Capo que sería un jefe que tiene un máximo de diez hombres bajo su mando y si se encarga de dirigir y coordinar a un grupo de capos recibe el nombre de Capomaggiore, y por último los Soldato o Soldado, que es la escala más baja en la estructura de la mafia y serían los encargados de llevar a cabo el trabajo sucio, los asesinatos, las extorsiones o las palizas

Esquema del organigrama de la Cosa Nostra, con alguna variación con respecto a lo que os he relatado un poco más arriba porque las fuentes discrepan un poco en esta información. En la cúspide observamos al Jefe de los jefes, el Don más poderoso o Capi di Tutti Capi, por debajo vemos el Mandamento, que sería la zona de influencia sobre la que gobierna una familia, ya sea un barrio, una ciudad o incluso una región entera . Por ejemplo, cada uno de los distritos de Nueva York estaría gobernando por una Familia , estas cinco familias integrarían el Mandamento de Nueva York. Al frente de cada familia se hallaría un Capo Familia o Don . Las familias, a su vez, estarían formadas por un número variable de decimes, es decir, de grupos formados por diez Soldati o sicarios, la escala más baja en la organización, dirigidos por un Capo Decima. A esta estructura habría que añadir los associatti,que son aquellos que aspiran a entrar en la Familia, el Sottocapo que sería el segundo en el mando de la organización después del Capi di Tutti Capi y el gabinete que se encarga de asesorar al Don, integrado por el Avvocato, el Contabile y el Direttore además del asesor personal del Don, el Consigliere (imagen procedente de http://www.lossoprano.tv ) 
A todo esto habría que añadir los Associati, que serían aquellos que pretenden ingresar en la Familia pero todavía no han sido aceptados. Esta es la estructura de una organización que no tardaría en extenderse más allá de los confines de Sicilia, pues en los barcos que zarpaban hacia Estados Unidos iban también miembros de la mafia. Cuando los inmigrantes sicilianos llegaban a Nueva York no se encontraban con una nueva tierra prometida, sino con un lugar extraño, en el que se hablaba una lengua que desconocían y donde les miraban con desprecio. No es difícil compartir el sentimiento de soledad y desamparo que les tenía que invadir, a miles de kilómetros de distancia de su tierra y sin apenas nada más que lo que llevaban puesto. ¿Que harían?¿Cómo iban a comenzar su nueva vida? La mafia no tardaría en tomar las riendas, ya que ellos contaban con una estructura organizada que se hizo con rapidez  con el control de las calles y los comercios, ofreciendo protección y ayuda a sus compatriotas a cambio de dinero y su lealtad. La mafia , que en Estados Unidos iba a recibir el nombre de Cosa Nostra, comenzó a extender sus tentaculos en Nueva York  y en otras ciudades como Chicago.

Una fotografía tomada hacia 1900 de la calle neoyorkina de Mulberry Street que atravesaba el barrio italiano conocido como Little Italy para desembocar en Chinatown, el barrio chino. Aún hoy se celebra cada septiembre las fiestas de San Genaro y sus calles están llenas de restaurantes italianos. En aquellos años vivían hacinados en sus calles , con trabajos mal pagados y sin muchas posibilidades de prosperar, un caldo de cultivo idóneo para que se asentase la mafia entre ellos, haciéndose con el control de la mayoría de negocios que se veían obligados a pagar la protección que la mafia les ofrecía si querían seguir trabajando. En la década de 1890 a 1900 llegaron a Estados Unidos procedentes de Italia 655.000 inmigrantes, pero desde 1900 al comienzo de la Primera Guerra Mundial en 1914 el número de inmigrantes creció hasta los dos millones. En la actualidad , según cifras de 2010, el numero de norteamericanos de ascendencia italiana alcanza los 18 millones, lo que supone un 5,9% de la población de Estados Unidos (imagen procedente de http://www.elinformatico.org )
Algunos comenzaron a darse cuenta de lo que estaba sucediendo y del peligro que esto representaba para la sociedad , entre ellos el teniente de la policía de Nueva York Joseph “Joe” Petrosino(1860-1909), considerado el pionero en la lucha contra la mafia en Estados Unidos. Su familia también era  italiana y habían llegado a Nueva York en 1874 procedentes de Calabria . En 1883 ingresaba en la policía de Nueva York , donde se haría amigo del director de la prefectura de policía de la ciudad, el futuro presidente de Estados Unidos Theodor Roosevelt(1855-1919), que en 1895 le promocionaría al puesto de sargento detective al cargo de la División de Homicidios. Sus investigaciones sobre las actividades de la mafia le condujeron al  arresto del Don  Vito Cascioferro(1864-1942) en el año 1903, pero Vito fue posteriormente liberado y regresó a Sicilia. En 1908 Petrosino fue ascendido a teniente y un año después organizó una misión secreta que incluía viajar a Palermo para investigar allí los movimientos de la mafia y en particular de Cascioferro, que dirigía allí la organización.

Joseph Joe Petrosino se puede considerar como la primera víctima destacada de la lucha contra la mafia en Estados Unidos, después de dedicar muchos esfuerzos a acabar con los sobornos y la corrupción que se introducía como un cáncer dentro del propio departamento de policía,pero fue la propia corrupción de alguno de sus superiores lo que provocó que fuera descubierta su misión secreta en Sicilia y le dieran muerte a tiros en Palermo . Su asesinato fortaleció a la mafia , que demostraba lo peligroso que podía ser enfrentarse a ella. Durante la siguiente década continuó fortaleciéndose e infiltrándose en el poder a través, como siempre, de la corrupción. En 1919 , la Ley Seca supondría el comienzo de la edad de oro de la mafia que daría en aquellos años algunas de sus personalidades más conocidas, como Al Capone, y llenaría de violencia las calles de Nueva York o Chicago  (imagen procedente de http://tristatetroopers.com
Por desgracia para Petrosino, la mafia ya estaba infiltrada en la policía y algún superior de Petrosino informó a la mafia de sus intenciones . Cuando Petrosino llegó a Palermo el 12 de marzo de 1909  recibió un mensaje anónimo de alguien que quería darle información sobre la mafia y le citaba en la Piazza Marina en el centro de la ciudad. Petrosino acudió a la cita sin sospechar que lo que le esperaban era un grupo de Soldati o sicarios que le asesinaron allí mismo. Un mes después, el 12 de abril, se celebraba en Nueva York el primer gran funeral por una víctima de la mafia, al que acudieron al menos 250.000 personas que contemplaron como el cuerpo de Petrosino era conducido en una  carroza negra a la iglesia de San Patricio. Su muerte era una advertencia de la Mafia a todos aquellos que tuvieran la osadía de perseguirla y tratar de obstaculizar su imperio del crimen. Pero los mejores tiempos del crimen organizado todavía estaban por venir , llegarían en octubre de 1919 gracias a una ley conocida como Ley Volstead , que prohibiría la venta, importación y fabricación de bebida, y que sería más conocida como la Ley Seca. Pero  sobre ella y los acontecimientos que provocaron la Matanza de San Valentín de 1929 hablaremos mañana en la segunda parte de esta historia.
Anuncios

UNA HISTORIA DE AMOR A TRAVÉS DE SUS CARTAS, MARIANA ALCOFORADO

Cuando escribo este artículo falta menos de una semana para la gran fiesta del amor, como si al amor se le pudiera poner una fecha en el calendario,como si el enamorado entendiese de días, meses o años, porque cuando amamos no existe ni tiempo,ni lugar, existe sólo ese sentimiento que lo llena todo, que nos deslumbra, que deja la realidad suspendida e ilumina el mundo que creíamos conocer con una luz desconocida . Decía una noble francesa del siglo XVIII  que “el amor es un no sé qué que empieza no se sabe cómo y termina no se sabe cuando”, así es el amor , indefinible, escapa a la razón porque, tomando prestadas las palabras del escritor rumano Garabet Ibraileanu, “cuando puedas decir por qué amas a una mujer es que no la amas realmente”.
Una vez leí en un libro que el amor entre el hombre y la mujer se podía definir como la relación entre un violinista y su violín. De nada sirve que el violinista tenga un Stradivarius si carece de talento para extraer de sus cuerdas toda la belleza que encierran sus cuerdas,  ni tampoco podrá un gran violinista dar vida a la música más hermosa si no tiene un violín afinado. Es necesario la conjunción de violinista y violín para crear una obra de arte, se necesitan el uno al otro para crear un momento de belleza, y así sucede en el amor, no es posible dar vida a su bella melodía si ambos no forman un sólo ser,como sucede entre el violinista y su violín.
Pero ¿como saberlo cuando nos enamoramos? El amor no llama a la puerta con educación para que le permitamos pasar a nuestro corazón, es una fuerza arrolladora que tumba todas nuestras defensas y nos deja inermes frente al ser amado. No pidas a un enamorado que razone, que calcule los riesgos, que no haga el ridículo , porque , como decía Chesteron, “el primer deber del hombre enamorado es ponerse en ridículo”. Por eso sufrimos tanto por amor, por eso hablamos de heridas que no curan, de corazones rotos, de almas tristes que llenan los versos de los poetas y las letras de bellas canciones de amor, porque incluso el más prudente de los hombres se olvida de la cordura cuando ama. Y pienso que así debe ser aunque a veces suframos por dejarnos llevar por un sentimiento que no es correspondido, lo importante es no cerrar nunca nuestras puertas a ese sentimiento.
Archivo:Beja Nostra Senora de Conceiçao.JPG
Convento de Nuestra Señora de la Concepción en la localidad portuguesa de Beja, donde Mariana Alcoforado ingresó a los once años de edad y entre cuyos muros viviría hasta su muerte en 1723 y donde tendría lugar la historia de amor que recogió en sus cartas    
Aprovechando la proximidad de San Valentín, hoy quería traeros la figura de una mujer que podría convertirse en el símbolo de amor desdichado, de pasión no correspondida y, pese a ello, de una fuerza inextinguible, que nos ha dejado algunas de las epístolas de amor más bellas de la literatura universal. Ella se llamaba Mariana Alcoforado y había nacido en la ciudad portuguesa de Beja en 1640. Era la segunda de ocho hermanos y pertenecía a una poderosa familia de la nobleza portuguesa. Como era costumbre en la época, el segundo hermano era dedicado a la vida eclesiástica y así la pequeña Mariana ingresó en el convento de Nuestra Señora de la Concepción de su ciudad natal con sólo once años .
Allí viviría toda su vida, hasta su muerte en 1723, y en ella vivió una extraordinaria pasión amorosa que nos ha llegado a través de cinco cartas reunidas en “Cartas de amor de la monja portuguesa” publicado en 1669 ,después de que fueran traducidas por el francés Gabriel de Guilleragues, conde de Lavergne. Algunos dicen que él no fue el traductor de las cartas, sino su auténtico autor, pero a falta de pruebas prefiero creer que fue realmente Mariana de Alcoforado su autora. Sus cartas podrían considerarse una auténtica biografía de la existencia de un amor, desde su nacimiento hasta su muerte. La traducción la he extraído de la obra “Palabras de amor” del escritor español José Antonio Marina
En ellas , Mariana confiesa su amor por un oficial francés del que se enamora con una pasión arrebatadora, pero el debe partir de regreso a Francia . Imaginamos que el oficial haría a Mariana promesas de amor eterno, de no olvidarla a pesar de la distancia y de regresar muy pronto por ella. Al poco de partir Mariana le escribe esta primera carta, donde todavía conserva la esperanza del regreso de su amado
” Estoy decidida a darte toda mi adoración y a no querer a nadie más en la vida. Harás igualmente bien en no querer a ninguna otra ¿podría satisfacerte una pasión menos ardiente que la mía?Tal vez encontrarás más hermosura pero no hallarás nunca tanto amor, y … lo demás es nada”
Pero Mariana no recibe respuesta a esta primera misiva . Un oficial pasa por el convento y Mariana tiene que escribir con rapidez una nueva carta para enviársela a través de este oficial a su amado en Francia. En ella se lamenta de no haber tenido aún noticias suyas y le recuerda su historia de amor , que para ella sigue viva en su corazón.
“Desde el mirador te vi pasar , con aires que me arrebataron, y en él estaba el día en que comencé a sentir los primeros efectos de mi desatinada pasión. Me pareció que deseabas agradarme, si bien aún no me conocieses. Supuse que reparabas en mí, distinguiéndome entre las demás compañeras. Imaginé que, cuando pasabas, apetecías que te viese y admirase tu destreza al hacer caracolear el caballo. Me asustaba si le obligabas a ejercicios difíciles. En fin , me interesaban, en los más mínimo, todos tus pasos, todas tus acciones. Sentía que ya no me eras indiferente y participaba de cuanto hacías.¡Ay!Harto conoces lo que siguió a estos comienzos!
Me acabaste con la porfía de tus galanteos, me embrujaste con tus finezas, me rendiste con tus juramentos , me arrebató mi violenta inclinación, y las derivaciones de principios tan dichosos no son más que lágrimas , suspiros y una muerte fatal , a la que no puedo poner remedio.
Me pareciste digno de mi amor antes de que me dijeses que me amabas, me mostraste una gran pasión, me sentí deslumbrada y me abandoné a ti perdidamente. Si no estabas ciego como yo, ¿por qué me dejaste caer en esta mísera condición en que ahora me veo?¿que querías hacer de todos mis arrebatos, que en su misma exageración no podían dejar de serte inoportunos?”
Mariana ya empieza a temer que va a sufrir, que su amor no tendrá respuesta a pesar de las promesas, “principios tan dichosos no son más que lágrimas , suspiros y una muerte fatal” pero además se siente impotente para frenar ese amor “no puedo poner remedio”. En la tercera carta que escribe Mariana se halla completamente desesperada ante la falta de respuesta de su amante, sólo puede pensar en él, ocupa su corazón, su alma y su mente y no lo puede arrancar de su interior. Es un grito desesperado de amor
Esbozo  del rostro de Mariana Alcoforado realizado por el pintor francés Henri Matisse (1869-1954) 
“¿Qué será de mí?¿qué quieres que haga?Cuan lejos me veo de lo que imaginaba. Supuse que me escribirías desde todos los lugares  por que pasaras.¡Esperaba recibir cartas larguísimas!Creí que alimentarías mi pasión, con la esperanza de tu regreso.Pensé que una confianza absoluta en tu fidelidad me proporcionaría algún alivio y que permanecería así en una condición soportable, sin grandes inquietudes”
Pero esas esperanzas de Mariana ya sabe que no van a ser cumplidas. Por primera vez reprocha al ser amado que la hiciera  creer en su amor, en sus promesas. Una historia que se ha repetido millones de veces a millones de seres humanos. Así sigue esta tercera carta:
“Muero de terror al pensar que nunca sentiste de veras el íntimo deliquio de nuestros goces. ¡Ay,sí!Ahora conozco la falsía de todos tus transportes.Me traicionabas cuantas veces decías que tu supremo encanto era estar a solas conmigo. Sólo a mis importunidades debes tus éxtasis y tus raptos.
Concebiste a sangre fría el propósito de incendiarme. No considerabas mi pasión sino como una victoria , y tu corazón jamás se conmovió con ella. Pero ¿en tan poca delicadeza de espíritu tienes, tan infeliz eres, que no supiste gozar de otra manera mis enamorados arrebatos?Y aunque así no fuese, ¿cómo con tan ardoroso amor no conseguía yo hacerte feliz?Lloro por todas las inagotables delicias que perdiste. ¿Por qué fatalidad no lograste alcanzarlas?Si las hubieras llegado a conocer , verías que eran mucho más dulces que el engaño de que me habías víctima , y sabrías que se es infinitamente más feliz y se siente algo inmenso entregándose violentamente a los furores de la pasión, que no dejándose amar”
El consuelo de los corazones desengañados, es mejor amar que ser amado, pero , por las palabras que escribe a continuación Mariana, ese consuelo no es real, ni siquiera le sirve para engañarse a sí misma. Está perdida, rota, desesperada, porque a pesar de que ya adivina las mentiras que ocultaban las palabras de amor de su amado, sigue, pese a ello, amándolo
“No sé lo que soy, ni lo que hago, ni lo que deseo. Me desgarran mis contrarias emociones. ¿Puede imaginarse más mísera condición?Te amo perdidamente y me domino mucho para no desearte que te atribulen los mismos ímpetus de amor. Me mataría o, si no lo hiciese, moriría de pena, si me convenciera de que no tienes reposo alguno, de que tu vida era desesperación y locura, de que llorabas inconsolable , de que todo era odioso. Si no me alcanzan las fuerzas para mis propias penas, ¿cómo soportar las que me dieran las tuyas, mil veces más punzantes?
Celda de Mariana Alcoforado en el Convento de Nuestra Señora de la Concepción. A través de esta celosía la monja prtuguesa hablaba y observaba a su amado   y después esperó sin esperanza la respuesta a sus cartas
Me está bien merecido todo infortunio , por la ceguedad con que me abandoné a este amor.¿No debí prever que los deleites acabarían antes de que mi amor se extinguiera?¿Podría esperar que residieras siempre aquí y que renunciaras a tu carrera y a tu patria, para sólo ocuparte de mí?”
Mariana ya ve la realidad, se da cuenta del engaño al que ha sido conducida , pero eso no alivia en nada su dolor. Sin embargo, a pesar de saberse engañada, no es capaz de desear mal alguno a su amado , cuando escribe “me mataría o , si no lo hiciese, moriría de pena, si me convenciera de que no tienes reposo alguno” A pesar de su sufrimiento, de la traición que ha padecido por su amante, no puede soportar que él sufra igual que ella porque le parecería intolerable, lo ama demasiado. En su cuarta epístola, Mariana sólo siente desesperación por ese amor imposible y por una ausencia que sabe ya permanente
“Mis penas no pueden aliviarse y el recuerdo de todo cuanto gocé me llena de tremenda desesperación. Todos mis anhelos fracasarán y ¡jamás volveré a verte en mi aposento, con aquel arrebatado ardor que me mostrabas!
Nada en el mundo me atrae, si no es verte. Siquiera recuérdame. Me bastaría con tu recuerdo, pero no estoy segura de él. No encerraba en tan angosto espacio mis esperanzas cuando nos veíamos a diario, pero me has enseñado a someterme a todos tus caprichos y voluntariedades”
Y así , Mariana escribe su quinta y última carta , en la que se despide del hombre al que ama, aunque sabe que no podrá dejarle nunca de amar. Ella misma se contradice cuando dice que espera no pensar nunca más en él pero , al mismo tiempo, afirma que ya no podrá conocer la felicidad. Así es el amor ¿verdad?una contradicción entre la razón que nos dice que olvidemos y el corazón que insiste en guardar el recuerdo para que no se cierre la herida.
“Por última vez le escribo. Espero que el tono y estilo de esta carta advierta que por fin llegué a la conclusión de no haber sido nunca amada y de que por tanto debo dejar de amar.
Cuanto de usted me queda , le será enviado con el primero que salga para Francia. Ni seré yo quien escriba su nombre en el sobrescrito de esta misiva…Conozco perfectamente mi destino y no trato de vencerlo. Seré infeliz toda mi vida.¿No lo era ya cuando a diario nos veíamos?Ya entonces me aterraba la idea de que usted me fuera infiel. Anhelaba verle a todas horas y eso no era posible. Me atribulaba por los peligros que usted corría entrando en el convento.No vivía cuando marchaba usted a la guerra.
Al fin estoy libre ya del encantamiento. Para ello tuvo usted que darme las pruebas inequívocas de su desvío. Sin ellas seguiría hechizada.Hubiera sido venturosísima amándole toda la vida.
Le dejo para , si me es posible, no volver a pensar más en usted. Hasta creo que no debía volver a escribirle .¿Acaso estoy obligada a darle cuenta de mi vida?”



“Cartas de amor de la monja portuguesa” fue publicado por primera vez en 1669, cuando Mariana tenía 29 años. Sus cartas fueron traducidas por el aristócrata frances Gabriel de Guilleragues, al que algunos atribuyen la auténtica autoría de esas carta sin pruebas para ello. Las palabras de sus cartas me parecen destilar demasiada verdad para ser fruto de la imaginación y no de la realidad de un amor desgraciado



 Así termina la última carta que Mariana Alcoforado escribió a su amado. Dice “al fin estoy libre del encantamiento” pero reconoce “seré infeliz toda mi vida”. Cuando leo esto no puedo sino preguntarme que sentiría aquel oficial al recibir estas cartas, que tipo de hombre era que no le conmovían las palabras de una mujer que le amaba de esa forma y saber que él era el único remedio para el mal que ella sufría con tanta intensidad. ¿No pensó siquiera en regresar para decirla que no la amaba de la misma forma que ella a él pero que , al menos, siempre sería una persona importante en su corazón?¿No sería eso mejor que ese silencio ante las palabras de Mariana?
El poeta francés Theophile Gautier escribió “Ama a una mujer, ama a una nube,pero ama”. Si , una vida sin amar no es una vida sino una sombra de la existencia, como si nos negásemos a ver la belleza del amanecer o a sentir el frescor del agua del mar, es renunciar a lo más intenso y hermoso que nos puede ofrecer la vida. Pero hay que estar preparado para pagar el precio del desengaño, del dolor del amor no correspondido o del amor traicionado. Y aún así, sigo pensando como Theophile Gautier, amemos a otro ser humano, a la vida, al cielo azul del verano, a la sonrisa de un niño, a la belleza de un atardecer, al simple hecho de sentir y estar vivos. Es el amor , no el rencor,la amargura o la venganza,el camino hacia la paz y la felicidad . No me resisto a cerrar este artículo con estas palabras de Teresa de Calcuta, que para mi son una de las más bellas declaraciones de amor por los demás “No debemos permitir que alguien se aleje de nuestra presencia sin sentirse mejor y más feliz.”
Y quiero imaginar, antes de irme. a Mariana Alcoforado, con una sonrisa melancólica en su celda del convento , acariciada por los últimos rayos de sol de la tarde, recordando con dulzura, ya con la herida de su amor cicatrizada, aquellos días en que fue feliz , porque ella si amó de corazón.

HISTORIA DE SAN VALENTIN : CUANDO EL AMOR NO ES SÓLO MARKETING

Estamos apenas a una semana de esa fiesta que nuestra sociedad consumista, que es capaz de convertir en mercancía todo lo que toca, incluso nuestros sentimientos más nobles e íntimos, y donde muchos se esforzarán en alagar a sus parejas con flores, bombones o mensajes de amor por cualquiera de los mútiples medios que la tecnología ha puesto a nuestro alcance, aunque ninguno, en mi opinión, tan bonito como la tradicional carta escrita de puño y letra , en la que el amante pone su alma en cada trazo sobre el papel.
Es inútil clamar contra los excesos de cursilería de esta fecha, ni descalificarla diciendo que es sólo una estrategia más de marketing comercial para sacarnos las últimas monedas que nos restan en nombre del amor. ¿Os imagináis unos Reyes Magos sin regalos o un día de Difuntos sin honrar a nuestros muertos en los cementerios?Los seres humanos somos animales de costumbres y una vez que estas se hallan enraizadas sólo el tiempo podrá terminar con ellas, aunque reemplazándolas por otras similares, que es lo que sucede siempre a lo largo de la historia.
Así que, haciendo buena la sentencia de Maquiavelo “si puedes matar a tu enemigo, hazlo;si no hazte amigo suyo”, en lugar de criticar la fiesta de San Valentín conozcamos mejor un poco su historia y las nuevas formas por las que hoy encontramos el amor en la vida . Soy consciente de que todos los días deberían ser San Valentín en una relación, igual que, aunque sea un tópico decirlo, todos los días del año deberíamos vivirlos con el espíritu de Navidad. Cierto, pero también es cierto que somos seres humanos , no ángeles del cielo, y no podemos mantener esa perfección e intensidad en nuestra forma de actuar porque creo que no lo podríamos soportar. En cualquier caso San Valentín es un buen pretexto para mostrar nuestros sentimientos una vez más y hacer la misma apuesta que Martin Luther King  “he decidido apostar por el amor. El odio es una carga demasiado pesada”.

En esta obra de Tiziano se representa la fiesta romana de las Lupercales, que sería sustituida por el papa Gelasio I por el día de San Valentín, aunque hay quién considera que las Lupercales son el antecedente de nuestros Carnavales  

¿Quién fue San Valentín?Para saberlo tenemos que viajar al Imperio Romano, en concreto al siglo III de nuestra era. Nos encontramos bajo el gobierno del emperador Claudio Aurelio Marco Gótico(213-270) . Había alcanzado la púrpura imperial en 268 y desde el principio había sido muy querido por el pueblo porque había llegado en una situación muy delicada para el Imperio, con grandes zonas de la Galia e Hispania bajo dominio bárbaro. En los escasos dos años en los que estuvo en el poder, Claudio II obtuvo importantes victorias que le sirvieron para reunificar el Imperio e incluso logró un honor poco común, su divinización por el Senado.

Pero para sus numerosas campañas militares Claudio necesitaba una gran cantidad de soldados y pensaba que los hombres casados no podían ser buenos guerreros, porque pensarían demasiado en su familia y no se arriesgarían tanto como aquellos que no tenían un hogar al que regresar, por lo que en 270 decidió prohibir los matrimonio a sus soldados. Según nos cuenta la tradición, un sacerdote llamado Valentín vivía por entonces en la capital del Imperio, Roma, y apiadándose de aquellas parejas que acudían a él para contraer matrimonio, desobedeció la orden imperial celebrando numerosos  matrimonios en secreto, hasta que su actividad llegó a oídos del emperador.

Claudio llamó a su presencia a Valentín y trató de persuadir al sacerdote para que abandonase la práctica de unir a las parejas con el sacramento cristiano del matrimonio  , algo inverosímil pues los emperadores no eran muy amigos de perder el tiempo tratando de convencer , se limitaban a ordenar que se cumpliera su voluntad. Sea como fuere, Valentín no cedió y, nos sigue contanto la tradición, trató incluso de convertir al emperador al cristianismo pero con tan poco éxito que el emperador ordenó, por su desobediencia, que fuera ejecutado, no sin antes pasar por la obligatoria tortura , pues parece que por aquella época quitarte la vida no era suficiente castigo si antes no te hacían sufrir un poco.

Como sucede con la mayoría de los mártires católicos, la tradición no escatima en torturas antes de su ejecución, pero para no regodearnos en su sufrimiento diremos que primero fue apaleado, luego lapidado y, por si aún quedaba algún resto de vida en su cuerpo, decapitado. Esto sucedió , según esta misma tradición,  el 14 de febrero de 270. Pero no termina aquí la historia, también añade la leyenda que , días antes de morir y cuando se hallaba encarcelado esperando la ejecución, Valentín se enamoró de la hija, que además era ciega, de su carcelero, llamado Asterius. Gracias a su amor y a la fe en Dios consiguió devolverle milagrosamente la vista a su amada y , momentos antes de partir hacia el lugar de su ejecución, tuvo tiempo de escribirle un último mensaje que firmó como “De tu Valentín”. Como veis, nuestro relato no tiene nada que envidiar al mejor melodrama de nuestros días. Como curiosidad, los supuestos restos de San Valentín se hallan en la Iglesia de San Antón, en Hortaleza, donde llegaron procedentes de Roma después de que  los donase el Papa al monarca español Carlos IV a finales del siglo XVIII.

Supuestas reliquias de San Valentin, aunque, como indico en el artículo ni siquiera sabemos si existió realmente. Estas se hallan en la iglesia madrileña de San Antón, en la calle Hortaleza. Originariamente se encontraban en Roma, pero fueron donados por el papa al rey Carlos IV que a su vez los donó a los Padres Escolapios.

Después de esta emotiva escena, por favor secad vuestras lágrimas antes de seguir que sino os nublará la vista y no podréis leer con claridad lo que sigue, dejaremos pasar dos siglos . Nos encontramos ahora en el año 495, el Imperio Romano ya ha dejado de existir apenas 19 años antes tras la caída del último emperador romano Rómulo Augústulo en 476, pero la Iglesia Católica es mucho más fuerte , después de que el emperador Constantino el Grande la convirtiese en la religión oficial del Imperio tras el Concilio de Nicea de 325. El papa se ha convertido en la figura más importante de los territorios que formaban el antiguo Imperio y de hecho ostenta el titulo de Pontífice Máximo o Sumo Pontífice, un título que antes detentaban los emperadores.

En este año de 495 gobierna la Iglesia el Papa Gelasio I . Parece que era natural de Argelia, aunque no conocemos su año de nacimiento. Tuvo una gran actividad durante su  pontificado fijando el Canon de los textos religiosos, los Evangelios Canónicos  y los demás serían los llamados Evangelios Apócrifos , de los que ya hemos hablado en este Mentidero. También estableció que en la Eucaristía, junto al pan había que consumir vino, para expulsar de la Iglesia a la secta maniquea , pues estos consideraban el vino impuro. Pero en lo que nos interesa en esta ocasión, Gelasio decidió sustituir el rito pagano de las Lupercales y no encontró mejor forma de hacerlo que poniendo en su lugar una festividad dedicada a los enamorados y bajo la tutela de San Valentín.

Pero os preguntaréis ¿que eran las lupercales? Estas se celebraban en Roma el 15 de febrero y su nombre es la combinación  de los términos Lupus(lobo) e hircus(macho cabrío). Anualmente se elegía entre los ciudadanos de mayor alcurnia a los Lupercos o sacerdotes que se reunían en la gruta de Lupercal , que , según contaba la leyenda, el Fauno Luperco, adoptando la forma de una loba, había amamantado a Rómulo y Remo, los fundadores de Roma, y donde se hallaba la higuera en cuyas ramas se había enredado la cesta donde iban los dos pequeños flotando por el río Tiber después de ser abandonados allí para que muriesen ahogados. Bajo esta higuera, llamada Ruminalis, se sacrificaba un perro y un macho cabrío, con su piel se hacían tiras que se entregaban a los fieles o luperci. Estas tiras se llamaban februa y serían el origen del nombre del mes de febrero, que significa el que purifica, porque estas tiras eran utilizadas para purificar, como ahora veremos.

Lo jóvenes luperci, embadurnados con la sangre de los sacrificios y desnudos, salían corriendo por la ciudad tratando de azotar con sus februas    a todos los que encontraban en su camino, y aquel que era azotado era a la vez purificado y, en el caso de las mujeres, aumentaba su fertilidad porque al recibir el azote su carne adquiría un color púrpura, color que era el de las mujeres que practicaban la prostitución sagrada. Hoy en cía este color ha sido adoptado por los movimientos feministas como un símbolo de la esclavitud de la mujer a lo largo de la historia.

Fotografía de la cueva Lupercal, donde según la leyenda el fauno Luperco adoptando la forma de una loba amamantó a Rómulo y Remo, los fundadores de Roma.

Para acabar con este rito pagano de la fecundidad,  Gelasio estableció el 14 de febrero como el Día de los Enamorados y escogió a Valentín por coincidir con la fecha de su muerte y porque además había entregado su vida por unir en matrimonio a las parejas de enamorados en desobediencia a las órdenes del emperador
Pero, sin embargo, la primera noticia verídica que tenemos de la celebración del 14 de febrero como Día de los Enamorados y fiesta de San Valentín , se la debemos al escritor inglés Geoffrey Chaucer (1343-1400) en el poema “Parlament of Foules” de 1382 ,obra escrita para cantar al matrimonio entre Ricardo II de Inglaterra y Ana de Bohemia en el que podemos leer

Porque esto fue el día de san Valentín
cuando cada ave vino aquí a elegir su pareja

En cuanto a la tradición de enviar una felicitación de San Valentín, se la debemos a la norteamericana Esther Allen Howland(1828-1904). Ya existía antes, pero ella fue la auténtica impulsora cuando, después de recibir una valentina desde Inglaterra en 1847, se quedó fascinada por la idea y decidió importar el papel de flores y los lazos desde Inglaterra para diseñar sus propias valentinas.El éxito fue tan rápido, que no tardó en necesitar la ayuda de otras amigas para poder hacer frente a la gran cantidad de pedidos de nuevas valentinas que recibía. Llegó a convertirse en un floreciente negocio con los que podía ingresar más de 100.000 dólares anuales. Posteriormente se irían ampliando los regalos para este día con bombones y flores , donde juega  un papel muy importante el color de la flor, si es un ramo de amor deben de ser rojas, si es de amistad azules o amarillas y si es de paz, blancas.

Esther Allen Howland fue quién popularizó el envío de las postales de amor o valentinas a mediados del siglo XIX, creando un floreciente negocio que generaba más de 100.000 dólares de beneficios anuales

Aunque el 14 de febrero, por milagros del marketing y las campañas comerciales, se ha convertido en el día mundial de los enamorados,  hay algunos países que no lo celebran en esa fecha o , en lugar de ser Día de los Enamorados lo llaman Día del Amor y la Amistad.. Así, en Brasil se celebra el 12 de junio, en China tienen su propio día de los Enamorados llamado Qi Qiao Jie en el séptimo día del séptimo mes del calendario lunar, en Colombia tiene lugar el 14 de septiembre y es llamado “Día del Amor y la Amistad”  y con el mismo nombre pero el 14 de febrero se celebra en Perú donde las rosas son sustituidas por orquideas y en Egipto es el 4 de noviembre . En cuanto a España ,San Valentín se celebró sobre todo a partir de los años 50, impulsados por unos grandes almacenes.

Hasta aquí la historia del origen de San Valentin, en su mayor parte basada en una leyenda, porque incluso la identidad de San Valentín es discutida y no hay pruebas de su existencia. La propia Iglesia , en el Concilio Vaticano II en 1969 decidió eliminar esta festividad de su calendario eclesiástico para limpiar el santoral de santos legendarios sin base real, pero , como decía al principio de este artículo , es muy difícil erradicar las tradiciones cuando están arraigadas en la sociedad, así que creo que seguiremos enviando rosas, escribiendo valentinas, cenando a la luz de las velas y prometiendo amarnos hasta la eternidad. Y en el fondo ¿que tiene de malo?

Como decía el escritor Thomas Mann, “es el amor y no la razón lo que es más fuerte que la muerte” El amor es lo que nos hace sentir vivos, no sólo el amor de pareja, el amor a la vida, a todo lo que nos rodea. Nos hace ser mejores, más abiertos al otro,más generosos, mas bondados e ilumina con su luz toda la realidad que nos rodea. Sólo por ello podemos olvidarnos de que San Valentín seguramente no existió, que su fiesta no fue más que un invento de un papa olvidado ya por la historia para sustituir una fiesta pagana o que hoy en día es aprovechado por el comercio para que gastemos dinero. Quizás todo eso es verdad, pero también es verdad que es importante no perder una ocasión de decir “te quiero” a las personas que amamos. Como decía el escritor francés Edouard Rod “en el fondo de cada alma se hallan tesoros escondidos que sólo descubre el amor”. Permitamos que el amor entre por la puerta para que esos tesoros salgan a la luz.