DEL CALENDARIO MAYA A LA CULTURA HOPI: HISTORIA DE UNA PROFECÍA (SEGUNDA PARTE)

En la primera parte de este artículo conocimos a diferentes grupos de personas que han tomado la decisión de buscar un refugio para tratar de escapar al presunto apocalipsis que sufrirá la Tierra el 21 de diciembre de 2012 y que habría sido anunciado por el Calendario Maya, Viajamos hasta la aldea de Xul en el Yucatán, el archipiélago chileno de Juan Fernández y la población francesa de Bugarach, considerados ,por los más crédulos en las profecías mayas, como una especie de Arca de Noé donde podrán mantenerse a salvo mientras el resto de la humanidad perece en un cataclismo cósmico. Conocimos también como a lo largo de la historia se han sucedido los agoreros, profetas y visionarios que han anunciado este apocalipsis, como si la humanidad necesitara creer que el fin está próximo. Sobre este afán autodestructivo escribía la periodista y novelista británica Rebecca West(1892-1983) “Sólo somos cuerdos en parte; sólo en parte amamos el placer y el largo día de la felicidad , queremos vivir hasta los noventa años y morir en paz, en una casa construida por nosotros, que de cobijo a aquellos que vendrán detrás de nosotros. La otra mitad de nosotros está casi loca. Prefiere lo desagradable a lo agradable, le gusta el dolor y la larga noche de la desesperación, y quiere morir en una catástrofe que devuelva la vida a sus inicios y no deje nada de nuestra casa salvo sus ennegrecidos cimientos”.
Si, parece que el ser humano tiene una necesidad natural de sentir próxima la llegada de una catástrofe y tiende a creer con facilidad a los que anuncian estos finales apocalípticos. Todos hablan del Calendario Maya pero me preguntaba ¿qué conocemos en realidad de este calendario a parte de algunas noticias sensacionalistas? Creo que la respuesta en muchos casos es que lo desconocemos casi todo, así que pensé que una buena forma de descubrir su funcionamiento y naturaleza era , primero, conocer algunos rasgos generales de la cultura maya, de su evolución y enigmática desaparición a lo largo del siglo X, que aún no ha sido explicada convenientemente. Vimos como perdimos casi todos los testimonios escritos de esta cultura gracias al celo destructor de los misioneros españoles del siglo XVI, que en su pasión evangelizadora no vacilaron en quemar todos los códices mayas , un holocausto cultura al que únicamente escaparon tres códices conservados en su totalidad en Dresde, París y Madrid y uno incompleto en Ciudad de México. Estos códices contienen la clave del significado del Calendario Maya, pero aún no han podido ser traducidos por completo.

Archivo:Codex Tro-Cortesianus.jpg
En la primera parte de este artículo veíamos una imagen del Códice de Dresde y en este caso contemplamos otra imagen del Códice de Madrid .Los mayas  poseían la escritura más elaborada  de las civilizaciones precolombinas, cuyo grado de complejidad no es inferior a la escritura jeroglífica egipcia. El primero en realizar una transcripción gráfica al latín de los glifos mayas fue fray Diego de Landa (1524-1579), arzobispo del Yucatán entre 1572 y 1579. Él mismo había sido quién había instigado la destrucción de los escritos mayas en el Auto de fe de Maní en 1562,  al que Diego de Landa se refería con estas palabras “Hallámosles gran número de libros de estas sus letras, y porque no tenían cosa en que no hubiese superstición y falsedades del demonio, se los quemamos todos, lo cual sentían a maravilla y les daba pena”.  Quizás arrepentido años después por esta destrucción, se dedicó a recuperar todo lo que pudo de la cultura maya , desde su historia a su religión e incluso el funcionamiento de su calendario y el sistema vigesimal de sus matemáticas , lo que publicó en su obra “Relación de las cosas del Yucatán” . En cuanto a su lengua, aún hoy no se ha logrado traducir por completo y de ella diría el antropólogo norteamericano Michael D.Coe en su obra “Descifrando el Código Maya” que es “una de las aventuras de la humanidad en el siglo XX, sólo equiparable a las exploraciones en el espacio sideral o al descubrimiento del código genético”
El Calendario Maya tiene una estrecha conexión con su cosmogonía, es decir, con la narración mítica con la que los mayas trataban de explicar el Universo y el origen de la propia humanidad, y por ello creo que es necesario que al menos la conozcamos un poco, pues tanto la ciencia, la política y la organización social maya estaban vinculados con sus creencias religiosas. Las ciudades crecían alrededor de los templos  y los sacerdotes ocupaban un puesto de privilegio en la pirámide social maya , una sociedad profundamente creyente , y además acaparaban no sólo gran parte de los conocimientos de la cultura maya, sino también sus riquezas. Estos sacerdotes tenían diferentes jerarquías que determinaban su función dentro de los ritos religiosos, desde los chilám o profetas , que entraban en trances que les permitían predecir el futuro, hasta los sacerdotes del Sol encargados de organizar y presidir los diferentes rituales , o los Ah Nacom responsables de los sacrificios, tanto de animales como humanos , pues consideraban que el primer deber de los fieles con los dioses era alimentarlos para agradecerles la creación del mundo y mantenerles satisfechos, en un intento de evitar la destrucción de su mundo, algo que ya había sucedido antes según los mitos mayas , y ninguna ofrenda era más preciada para los dioses que la sangre humana.
La principal fuente de conocimiento de la religión y la mitología maya es el Popol Vuh, que podría traducirse como “Libro del Consejo” o “Libro de la Comunidad” donde se recopilan diferentes leyendas y tradiciones del pueblo maya quiché, el mayoritario en el territorio de la actual Guatemala, y que por algunos es calificado como la Biblia maya, aunque no es correcto atribuirle esta denominación. El descubrimiento de esta obra se la debemos al fraile dominico español Francisco Ximénez (1666-1723) que en 1688 había viajado hasta Guatemala y, mientras se hallaba en la localidad de Chichicastenango, los mayas de allí le hablaron sobre la existencia del Popol Vuh , una obra que contenía el resumen de su historia y su mitología escrito en lengua quiché pero usando caracteres latinos , realizado hacia mediados del siglo XVI por un autor desconocido. Ximénez , consciente de su importancia, lo tradujo al español, publicando una versión de esta traducción en su obra de 1722 “Historia de la Provincia de Santo Vicente de Chiapa y Guatemala”.

Mapa con la localización de las principales ciudades mayas y la extensión del área cultural maya , cuyo máximo esplendor se producto durante el Periodo Clásico entre el 300 y el 800 d. C , justo antes de entrar en una rápida y profunda decadencia que hizo que a mediados del siglo X las grandes ciudades hubieran sido abandonadas o estuvieran casi despobladas por motivos desconocidos, aunque la mayoría de los arqueólogos lo atribuyen a una catástrofe medioambiental producida por una sobreexplotación de las tierras y la falta de agua . Cuando los españoles llegaron al Yucatan dirigidos por Hernán Cortés el pueblo maya apenas era una sombra de lo que había sido seis siglos antes y los vestigios de su cultura casi fueron borrados del todo por los misioneros católicos  (imagen procedente de http://villagt.com )
Muchos arqueólogos e historiadores desconfían de la fiabilidad del Popol Vuh, ya que afirman que Ximénez hizo una traducción incompleta debido a su limitado conocimiento de la lengua quiché además de hallar ciertos paralelismos entre su contenido y el del Génesis, lo que demostraría que en su redacción habrían tenido una gran influencia los misioneros españoles. Sea como fuere, es la única fuente, a parte de los Códices que aún no ha sido traducidos por completo, para conocer la religión maya. Ente los dioses mayas de los que nos habla el Popol Vuh y los Códices, en  los que se citan más de 166 deidades diferentes imposibles de resumir en este artículo, sobresalen Itzamná,que puede traducirse como “Casa del Lagarto”, señor de los cielos y dios supremo del panteón maya, protector de la escritura y del aprendizaje, acompañado de su esposa Ix Chel “Señora del Arco Iris”, diosa de la medicina, del tejido y de los partos y quizás también de la Luna.  Itzamná , según otras versiones, es hijo de Hunab Ku, que sería el padre de todos los dioses y no tenía representación ya que era incorpóreo.
Otros dioses eran Kukulkán, dios del viento, un equivalente de la Serpiente emplumada o Quetzalcóatl, una divinidad procedente de otra cultura aún más antigua, la de Teotihuacán, Chaac, dios de la lluvia, uno de los más populares entre la población maya por ser también el dios del maíz y la agricultura. En el Popol Vuh encontramos el relato de la creación , que guarda muchas semejanzas, como ya he mencionado, con el Génesis bíblico . Así comienza , por ejemplo, a relatar como era el mundo antes de la creación del ser humano y los animales ” Ésta es la relación de cómo todo estaba en suspenso, todo en calma, en silencio; todo inmóvil, callado, y vacía la extensión del cielo.Ésta es la primera relación, el primer discurso. No había todavía un hombre, ni un animal, pájaros, peces, cangrejos, árboles, piedras, cuevas, barrancas, hierbas ni bosques: sólo el cielo existía.No se manifestaba la faz de la tierra. Sólo estaban el mar en calma y el cielo en toda su extensión. No había nada junto, que hiciera ruido, ni cosa alguna que se moviera, ni se agitara, ni hiciera ruido en el cielo. No había nada que estuviera en pie; sólo el agua en reposo, el mar apacible, solo y tranquilo. No había nada dotado de existencia.Solamente había inmovilidad y silencio en la oscuridad, en la noche. Sólo el Creador, el Formador, Tepeu, Gucumatz, los Progenitores, estaban en el agua rodeados de claridad. Estaban ocultos bajo plumas verdes y azules.”

La Pirámide de Kukulkan en la ciudad maya de Chichén Itzá , también llamada el Castillo que es nombre que le dieron los españoles cuando la descubrieron, buscando una analogía con las construcciones europeas. arquitectónica. Dedicada al culto del dios Kukulkan , contiene símbolos referentes a los números más importantes usados en los diferentes calendarios mayas, como el Haab o Calendario Civil, el Tzolkin o Calendario Sagrado y el Calendario Redondo nacido de la unión de los dos anteriores. Resultado del conocimiento astronómico de los mayas esta construido de tal forma que durante los equinoccios y solsticios se puede observar diferentes fenómenos de luces y sombras. La escritora norteamericana Linda Schele escribe en su obra “La sangre de los reyes”  que “El tiempo localiza la secuencia en la que los eventos se desarrollan y así la memoria toma forma. Los mayas desarrollaron su complejo y asombroso calendario para poder localizar los eventos  de sus propias vidas de una manera precisa” Funcionaba no sólo como un calendario , sino también como un registro de los acontecimientos más importantes de su cultura así como con fines proféticos , pues según la fecha de tu nacimiento estarías influido por las buenas o malas cualidades asociadas a esa fecha (imagen procedente de http://www.bitacorismo.com )      

Los mayas creían en una sucesión de mundos anteriores a la existencia del Universo actual , que a su vez estaría compuesto por 13 cielos ,donde la Tierra ocuparía la parte inferior, por debajo de todos ellos, estando cada uno presidido por unos dioses llamados Oxlahuntikúm que también eran trece. Pero por debajo de la Tierra había otros nueve cielos gobernados por los Bolontikú y el último de ellos era el Mitnal, el infierno maya, donde reinaba el dios de la muerte, Ah Puch. Al igual que en otras mitologías del mundo hallamos un árbol sagrado, el Yaxché, que se eleva en el centro del mundo maya , cuyas ramas se elevan hasta el cielo y las raíces se hunden en el inframundo. En el Popol Vuh se cuenta como los dioses crearon a los animales pero cuando les ordenaron que les adorasen , cada uno respondió con su propio lenguaje por lo que los dioses se enojaron y decidieron crear un hombre de barro. Pero este era mudo,ciego y no podía sostenerse en pie y mucho menos adorarlos, por lo que lo destruyeron y crearon un hombre de madera pero era un muñeco y tampoco les adoraba por lo que fueron destruidos por un diluvio. A continuación mezclaron piedra verde, maíz y sangre de serpiente para modelar un nuevo hombre, pero este era malo y odiaba a los dioses,
Este hombre se multiplicó y cubrió toda la Tierra y amenazaron con destruir a los dioses, por lo que estos admitieron que una vez más se habían equivocado y mandaron un diluvio que cubrió toda la Tierra para destruirlos. Finalmente se dijeron “es necesario que alguien ame al hombre. Quiere la piedra verde , el maíz, la sangre de la serpiente, la sangre del pelicano, el amor de uno de vosotros” El dios de la luz dijo “Amaré al hombre” y así nació el ser humano del que descendían los mayas, inaugurando la quinta era en la que ahora nos encontramos. Lo que más nos importa para entender el funcionamiento del Calendario Maya es que el concepto de tiempo entre los mayas no era lineal, como sucede  en nuestra cultura, donde contamos este tiempo desde un punto cero y a partir de ahí avanza siempre en linea recta hacia delante, pero para los mayas el tiempo era cíclico, es decir, cuando su calendario llega al final de un ciclo sólo significa que el marcador de su calendario se pone a cero y vuelve a comenzar un nuevo ciclo. Pero vamos ahora a adentrarnos en la complejidad de este Calendario.

El nombre y el jeroglífico que le corresponde  de cada uno de los 20 días con los que formaba el Calendario Sagrado o Tzolkin que estaba formad por la combinación de estos 20 días y 13 numerales . La razón de la elección de este ciclo de 260 días, la única civilización en el mundo que ha empleado este ciclo, es aún causa de controversia . Algunos investigadores creen que hace referencia a los 9 meses o 266 días del periodo de gestación de la mujer, a los ciclos agrícolas, al periodo sinódico de Marte , es decir,s el tiempo que tardaba Marte en volver a aparecer en el mismo punto del cielo respecto del Sol, cuando se observa desde la Tierra o al intervalo de tiempo entre la aparición de Venus como lucero matutino y estrella vespertina , lo que demuestra su conocimiento de los movimientos planetarios (imagen procedente de http://www.telefonica.net )
El arqueólogo británico John Eric Sidney Thompson (1898-1975), una de las máximas figuras en el estudio de la cultura maya, escribió en su obra “Grandeza y decadencia de los mayas” de 1959 “Ningún otro pueblo en la historia ha tomado tal interés en el tiempo como lo hizo el maya; como tampoco cultura alguna ha elaborado una filosofía alrededor de un tema tan especial como éste del tiempo”. Esta obsesión por el tiempo les llevaría a desarrollar el más preciso sistema calendárico de la antigüedad ayudados por sus extraordinarios conocimientos matemáticos  y sus observaciones astronómicas  que les permitió calcular la trayectoria de varios cuerpos celestes como el Sol, la Luna y Venus. El arqueólogo norteamericano Sylvanos G.Morley(1883-1948) escribe “Los sacerdotes mayas concibieron un sistema numérico que todavía hoy permanece en pie  como una de las obras más brillantes del intelecto del hombre” y el también arqueólogo de origen alemán Victor W.Von Hagen describe así el concepto del tiempo para los mayas “El tiempo, deducían los mayas con acierto, no tiene principio, y la eternidad es un instante siempre actual” Ni principio y, por lo tanto , ni final , un ciclo que se repite eternamente.

Archivo:Sylvanus Morley copan.jpg
Sylvanus Griswold Morley fue un arqueólogo norteamericano que durante la primera mitad del siglo XX impulsó el estudio de la cultura maya y publicó diferentes libros de divulgación sobre los mayas que permitieron que su conocimiento se extendiera al publico en general.  De su admiración por la cultura maya  y en particular por su calendario y los conocimientos matemáticos de esta civilización son un buen ejemplo estas palabras “Los sacerdotes mayas concibieron un sistema numérico que todavía hoy permanece en pie como una de las obras más brillantes del intelecto del hombre”

No sabemos como adquirieron esos conocimientos astronómicos pero , como podemos leer en la obra “Las grandes Profecías de la Historia” editado por el Canal Historia “Hace más de mil años , en el periodo clásico de los mayas, determinaron la duración del año solar con una diferencia de ocho décimas de segundo con relación al nuestro, aunque nosotros empleamos la tecnología computarizada. Su calendario se compone de veinte calendarios , que indicaban los movimientos del Sol, la Luna , Venus, los ciclos de la naturaleza, las cosechas. Veían relojes dentro de relojes, ciclos dentro de ciclos. Ellos fueron los cronometradores de todo” Por tanto, cuando hablamos de Calendario Maya,  estamos hablando de un grupo de ciclos superpuestos , diferentes en duración y dispuestos algunos de ellos como los engranajes de las ruedas de un reloj, pero de entre los diferentes calendarios había tres principales, la Cuenta Larga, el Tzolkin o Calendario Sagrado y el Haab o Calendario Civil, tres cuentas de tiempo diferentes pero que transcurrían simultaneamente. Veamos en que consistían.

Nombre de los meses del Calendario Civil o Haab Maya. Son 18 meses de 20 días cada uno que suman un total de 360 días a los que se añadía cinco días suplementarios a los que se les llamaba vacíos o nefastos, en maya Uayeb,  o también “los durmientes del año” o “los días sin nombre”.Este calendario era la base del calendario religioso colectivo, marcaba los ritmos comunitarios y señalaba los días en los que se debían celebrar las diferentes ceremonias religiosas(imagen procedente de http://www.profeciasmayas.es )
El Haab o Calendario Civil estaba formado por 18 meses de 20 días  cada uno, que suman 360 días, más cinco días que se añadían al final ,considerados vacíos o nefastos. A continuación os pongo los nombres de los días en el calendario Tzolkin o Sagrado  y de los meses del Calendario Haab
DÍAS: (cada uno de ellos estaba representado por su respectivo jeroglífico
Imix, Ik, Akbal, Kan, Chicchan, Cimi, Manik, Lamat, Muluc, Oc, Chuen, Eb, Ben, Ix, Men, Cib, Caban, Etz´nab, Cauac y Ahau
MESES: (al igual que los días también los meses estaban representados cada uno de ellos por un jeroglífico)
Pop, Uo, Zip, Zotz, Tzec, Xul, Yaxkin, Mol, Ch´en, Yax, Zac, Ceh, Mac, Kankin, Muan, Pax, Kayab, Cumhu y Uayeb.
El Haab o Calendario Civil o Solar servía para contar los años y no se repetía ninguna fecha hasta que hubieran transcurrido un ciclo de 52 años . En paralelo al Haab estaba el Tzolkin o Calendario Sagrado  integrado por 260 días divididos en 20 meses  de 13 días cada uno. Cada una de estos meses estaba regida por un dios ,cuyo nombre os he indicado un poco más arriba.El número de 260 días tal vez  un periodo de tiempo simbólico para los mayas, quizás haciendo referencia a la gestación humana que es de 266 días equivalente a su vez a la duración del ciclo agrícola del Yucatán, por lo que este periodo de 260 días sería el símbolo de dos ciclos claves de fertilidad, la humana y la agrícola. La importancia del Tzolkin radicaba en su influencia sobre el destino de las personas, ya que nacer en un día o en otro significaba asumir en la personalidad las buenas o malas cualidades atribuidas a ese día . Los mayas combinaban el Calendario Civil o Haab y el Calendario Sagrado o Tzolkin en lo que se llamaba “Rueda Calendárica”, en el que, como ya os comentaba, cada día es diferente durante un periodo de 52 años o 18.980 días. Al llegar al final de ese ciclo, el tiempo y el mundo renacían en una ceremonia llamada “Del Fuego Nuevo”
Los dos calendarios, el Tzolkin y el Haab se combinaban en la Rueda  Calendárica o Calendario Circular como si fueran los engranajes de las ruedas de un reloj, como vemos en la imagen, abarcando un periodo de 18980 días, es decir, 52 años.Ni el tzolkin, ni el haab numeraban los años. La combinación de fechas mediante los dos sistemas era suficiente en la vida práctica ya que una coincidencia de fechas se produce, como he dicho , cada 52 años, lo cual era superior a la esperanza de vida en aquella época y no daba lugar a confusiones.Cada ciclo de 18.980 días equivale a 52 vueltas del haab y a 73 vueltas del tzolkin y al término ambos vuelven al mismo punto. y era entonces cuando se celebraba la ceremonia del fuego nuevo,que podríamos considerar como una forma de celebrar un cambio de siglo para los mayas (imagen procedente de http://www.palimpalem.com )

En esta ceremonia se apagaban todas las hogueras, arrojaban agua a las imágenes de los dioses y ocultaban a mujeres y niños. En la cultura heredera de los mayas, los aztecas, los sacerdotes ofrecían un sacrificio humano , arrancando el corazón a la víctima, en cuyo pecho el simulacro de un incendio daba vida a un nuevo fuego  y con él al nacimiento de un nuevo ciclo de 52 años. Si se me permite la broma, la verdad es que es mejor celebrar el cambio de siglo comiendo las uvas, menos sangriento.El tercero de los calendarios , la Cuenta Larga , es la cuenta de días transcurridos a partir del principio mítico de la era maya. Según el Instituto Nacional de Antropología e Historia  de México , la Cuenta Larga comenzó el 13 de agosto de 3113 a. C aunque en la Wikipedia aparece el 13 de agosto de 3114 a. C y según el arqueólogo al que ya he mencionado John Eric Sidney Thompson, el número maya 0(Baktun).0(Katun).0(Tun).0(Uinal).0(Kin), manera en que se representan las fechas del calendario maya , es equivalente al día juliano número 584.283, es decir, 11 de agosto de 3114 a. C., por lo que no me atrevo a deciros cual de las tres es la correcta y me limito a ponerlas aquí. La Cuenta Larga tiene cinco periodos de tiempo que son los siguientes
Baktun: 144.000 días
Katun: 7.200 días
Tun: 360 días
Uinal: 20 días
Kin: 1 día:
Si os fijáis, utilizaron un sistema basado en el veinte o vigesimal, el número de dedos de pies y manos de los hombres, lo que ha llevado a los arqueólogos a aventurar que el calendario cíclico tenía una gran antigüedad cuando los mayas lo adoptaron , pues fue también el sistema usado por otros pueblos de la Antigüedad. Así, el Uinal era  1 Kin x 20, el Katun era igual a 360 kin(1Tun) x 20 y el Baktun a 7200 kin (1 katun) x 20. Las fechas en la Cuenta Larga se escriben verticalmente, en la parte superior se pone el período de tiempo más grande, el baktún, y a continuación, en orden descendente, el resto de periodos de tiempo hasta llegar al último, el kin, equivalente a nuestros días. Si tomamos como fecha de inicio del Calendario Maya el año 3114 a. C tenemos que :
3114(año del comienzo de la era maya) + 2012 (año actual): 5126 años
5126 años x 365 días (un año)= 1.870.990 días
1870.990 días : 144.000 días (días que tiene un Baktún): 13

DOCUMENTAL DEL PROGRAMA CUARTO MILENIO SOBRE EL CALENDARIO MAYA Y LAS PROFECÍAS DEL 2012

Dos breves reportajes y un debate crítico sobre el significado del Calendario Maya y las profecías del año 2012

Y ahora me diréis ¿y eso que tiene que ver con la pretendida profecía maya sobre el 2012? Pues para saberlo tenemos que viajar hasta Guatemala , al centro arqueológico maya de Quiriguá , donde se encuentran 33 estelas conmemorativas y entre ellas la llamada Estela C que hace referencia al inicio de la quinta era maya y narra así la creación del nuevo mundo el 13 de agosto del 3114 a. C  “13 baktunes, 0 katunes, 0 tunes, 0 uinales, 0 kines, 4 ahau, 8 cumkú. Se manifestó la imagen, se colocaron las tres piedras. Plantaron la piedra el dios Remero Jaguar y el dios Remero Espina de Mantarraya. Esto ocurrió en el primer-cinco-cielo: la piedra del trono de jaguar, plantó la piedra el dios Negro-Primer Rojo. Esto ocurrió en el lugar de la Tierra, la piedra del trono de serpiente y entonces ocurrió que puso la primera piedra el dios Na Itzamhi, la piedra del trono del lirio acuático. Esto ocurrió en el cielo acostado, el primer lugar de las tres piedras. Se completaron 13 baktunes. Esa fue su acción, Señor del Cielo Elevado”
Esta inscripción, “13 baktunes, 0 katunes, 0 tunes, 0 uinales, 0 kines”, es como si se hubiera puesto el contador a cero y comenzaramos la cuenta hasta alcanzar los 13 baktunes, momento en que la quinta era maya llegaría a su final , exactamente el 12 baktun, 19 katunes, 19 tunes, 17 uinales, 19 kines . que correspondería al 21 de diciembre de 2012.  Veamos el cálculo

12 baktun x 144.000(días que tiene un baktun):  1.728.000 días
19 katunes x 7.200 (días que tiene un katun): 136.800 días
19 tunes x 360 (días que tiene un tun) : 6840 días
17 uinales x 20 (días que tiene un uinal) : 340 días
19 kines: 19 días

Esto suma un total de 1.871.999 días. Si tenemos en cuenta que un Baktun son 144.000 días y que 13 baktunes es el tiempo de esta era maya , tenemos que 144.000 días x 13 = 1.872.000 días , por lo que el 21 de diciembre , solsticio de invierno en el hemisferio Norte, sería la víspera del último día del Baktun y, por lo tanto, el final de la quinta era maya.

Imagen de la Estela C del yacimiento arqueológico de Quirigua en Guatemala donde se halla recogido el relato del comienzo de la quinta era maya y lo que ha dado origen a la teoría de un fín del mundo el 21 de diciembre de 2012 que los mayas no indicaron en ninguna de sus inscripciones. “13 baktunes, 0 katunes, 0 tunes, 0 uinales, 0 kines, 4 ahau, 8 cumkú. Se manifestó la imagen, se colocaron las tres piedras.” Es el momento en que se inicia la nueva era y cuando se completen los 13 baktunes , esta era acabará pero no hay referencias a un cataclismo ni a una destrucción de la humanidad ni en esta estela ni en otros textos mayas. Lo que si queda claro es el poder que sobre la imaginación humana ejercen estas obras, despertando el entusiasmo y la emoción de los que la visitan, como lo demuestra estas palabras  del escritor británico Aldous Huxley después de visitar Quirigua “Estos monumentos son un triunfo de la Humanidad sobre el tiempo y la materia y un triunfo del tiempo y la materia sobre el hombre”   

Los partidarios de la idea de la profecía del Fin del Mundo señalan que ,además, este año esta fecha coincidirá con el alineamiento de nuestro planeta con la Vía Láctea y con el agujero negro que se halla en el centro de la galaxia , el cual ejercerá un efecto gravitatorio que desequilibrará la Tierra.  No es la única teoría, también hay quién advierte de la posibilidad de que se produzca una inversión de los Polos y con ellos del campo magnético de la Tierra, con consecuencias desastrosas, una gran tormenta solar, pues entre 2012 y 2013 se alcanzará un pico de la actividad del Sol  que dañaría todos los dispositivos electrónicos y bañaría la Tierra con partículas letales  e, incluso, hay quien afirma que se producirá la colisión con un planeta llamado Nibiru que había sido descubierto por los sumerios y que orbitaría alrededor del Sol en órbitas de 3600 años. Es importante señalar que en ninguna de las estelas mayas se habla de un fin del mundo. Es cierto que hubo la destrucción de las eras anteriores , cuando los dioses no habían logrado la creación ideal que les adorase, como narra el Popol Vuh, pero en la quinta era crearon al hombre y estaban satisfechos con su creación, por lo que teniendo en cuenta que el calendario maya es cíclico, lo único que sucederá es que el marcador volverá a ponerse a cero y comenzará la sexta era del calendario maya.

Sobre las respuestas de la ciencia a las diferentes teorías catastrofistas y la coincidencia con otras profecías en este mismo año 2012 procedentes de diversas culturas trataré en el artículo  de mañana con el que cerraré este intento de explicar la confusión que ha rodeado a esta historia. De momento, espero al menos haberos ofrecido información útil sobre la cultura maya y su extraordinario calendario que, al margen de las teorías apocalípticas, todavía hoy es motivo de admiración y asombro por los conocimientos extraordinarios que demostraron en su confección. Os espero mañana para concluir este recorrido por la historia del Calendario Maya.

Los calendarios mayas funcionaban como los engranajes de las ruedas de un reloj. Pero además de los que he citado aquí había más calendarios a los que se agrupaba bajo la denominación de Series Suplementarias  o Serie Lunar,  porque se limitaban a dar  información sobre nuestro satélite: duración del ciclo lunar, número de lunación y la edad .Los mayas dedicaron muchos esfuerzos a entender como cruzaba el cielo  Ix Chel, la diosa Luna (imagen procedente de http://www.telefonica.net )
Anuncios

LOS MAYAS, EL POPOL VUH Y EL MISTERIO DE LAS CALAVERAS DE CRISTAL

Muchos de los que me leen habrán visto la película “Indiana Jones y el reino de la Calavera de cristal”, donde el intrépido arqueólogo interpretado por el actor Harrison Ford tenía que llevar una extraña calavera hecha de cristal hasta un lugar donde se reuniría con otras calaveras, cumpliendo así con un ritual a  través del cual se podía alcanzar el conocimiento.Pero estas calaveras de cristal no son sólo un producto de la ficción cinematográfica, sino que existen y son un enigma que voy a tratar de explicar hoy , pero antes creo que os puede interesar hacer un viaje por la historia del antiguo reino maya , supuesto origen de las calaveras de cristal y de su religión.
La mayor parte de lo que sabemos sobre los mayas se lo debemos a la “Historia de los indios de Nueva España”  del monje franciscano Toribio de Paredes(1490-1569) a quién los indígenas llamaban Motolinía, que significa pobre. Toribio de Paredes salvó una parte de los antiguos códices mayas y aztecas , pues la mayoría fueron quemados al ser considerados obras del demonio. Gracias a su labor y a la de otros franciscanos ,hoy sabemos que los orígenes del pueblo maya hay que buscarlos en las selvas de Chiapas, en la frontera entre Méjico y Guatemala, donde se asentaron hacia el 300 a.C . Estos primeros mayas  basaban su economía en la agricultura, y gradualmente fueron creciendo  y ampliando sus territorios hasta ocupar todo el sur del actual Méjico, la península del Yucatán y Guatemala.

Al mismo tiempo que crecían territorialmente también lo hacía su economía, aumentando las comunicaciones entre las diferentes poblaciones y permitiendo la fundación de grandes centros urbanos,y desarrollan un lenguaje con más de 800 ideogramas que se convierte en la más compleja de las lenguas americanas. A partir del año 300 d. C se fundan ciudades como las de Mayapán y Uxmal por las tribus mayas de los Cocom y Xiu, mientras que otra tribu maya llamada itza hace lo propio con la ciudad de Chichen Itzá. Estas ciudades se unen en la llamada “Liga de Mayapán” e inician un largo período de paz y prosperidad  donde construyen los grandes palacios y pirámides que son los que hoy en día podemos visitar en la celebre Rivera Maya.

Mapa con la zona de influencia de los dos grandes reinos que integran el actual Méjico, en verde el reino Maya y en naranja el reino azteca. Con la llegada de los españoles bajo el mando de Hernán Cortés en el siglo XVI ambos reinos sería destruidos y sólo la labor de franciscanos y dominicos lograría salvar parte de su cultura

Su economía se basa en el cultivo del maíz, frijoles,yuca,mandioca, batata, cacao y algodón que constituyen la base de su dieta . En cuanto a su organización social , la sociedad maya se encontraba dividida en dos grupos, uno integrado por el rey, los sacerdotes y la aristocracia y luego otro grupo mucho más amplio integrado por los campesinos. En la cabeza del estado están los aristócratas, los “halach uinic” u “hombre verdadero” que se encargaban de recaudar tributos, ordenar la guerra o construir nuevos templos y ciudades. Por debajo de ellos se hallaban los “ah kinoob” o sacerdotes que, al igual que sucedía en Europa, monopolizaban la cultura dominando al pueblo gracias a sus conocimientos y a las prácticas esotéricas que amedrentaban al campesinado. Este pueblo era llamado “ah chembal uinicoob” que sustentaban al estado con sus impuestos, y aún por debajo de ellos se hallaban los esclavos .

Quizás el aspecto más importante de la civilización maya sea su religión, a la que conocemos gracias a su libro sagrado, el “Popol Vuh”. Este libro sólo podía ser descifrado por las castas superiores y estuvo a punto de perderse cuando en 1524 uno de los oficiales de Hernán Cortés, Pedro Alvarado, arrasó su capital, Utatlán , matando a casi toda la nobleza. Uno de los supervivientes de la matanza escribiría en 1555 el texto en latín del Popol Vuh, que sería traducido al español por el dominico Francisco Ximénez . Aquí se reunen los mitos de los antiguos mayas sobre la creación del mundo  y del hombre.

Los mayas concebían tres niveles en el universo que habitaban, el inframundo, un mundo intermedio donde viven los humanos y , finalmente, un mundo superior sostenido por cuatro dioses, los Bacabs, que ocupaban las cuatro esquinas del universo y ejercían una influencia decisiva en los destinos humanos.Los tres mundos estaban conectados a través de un gran árbol por el que los dioses y las almas de los muertos podían pasar de un nivel a otro. Los mayas pensaban que estos dioses podían manifestarse en todos los objetos y seres que existen en la naturaleza , desde un río a una montaña. Entre sus dioses estaban Itzamna “Casa de lagarto”, dios de la escritura y del aprendizaje junto a su esposa Ix Chel “señora del Arco Iris”, diosa de la medicina, los partos y la luna, Kukulkán dios del calendario y los artesanos  o Ahau Kink dios del sol.

Portada del libro sagrado maya Popol Vuh, traducido al castellano por el dominico Francisco Ximenez en 1555. Aquí se reunen los mitos sobre la creación y el Universo de los mayas , un conocimiento que se transmitía oralmente entre los aristócratas mayas y que estuvo a punto de desaparecer tras la matanza ordenada por Pedro Alvarado en 1524 en la ciudad de Utatlán.

Los mayas creían en una sucesión de universos anteriores al actual, que habrían sido destruidos después de cumplir su ciclo de existencia.En otro artículo trataré la relación del calendario maya , su religión y el mito tan extendido en nuestros días sobre la profecía de un supuesto fin del mundo el 21 de diciembre de 2012, pero ahora sigamos con la descripción  de la creación del hombre tal y como lo recoge el Popol Vuh:

“Los dioses estaban solos y necesitaban compañía. Después que el corazón del cielo dejó oír su voz , los Progenitores recibieron el don de la palabra. Y enseguida consultaron y decidieron crear un ser que los amase y los adorase. Llamaron entonces a los Constructores, los Formadores, los Generadores, el Gran Mago del alba , el Gran Mago del Día, los Espíritus de los Lagos, los del mar, los del verde jade, los de la respiración, los de la pulsación y los del pensamiento. Y mediante la Palabra, los Fecundadores crearon plantas y animales.


Pero cuando dijeron “Ahora llámennos por el nombre y adórennos” los animales respondieron cada uno con su propio lenguaje, formando un gran alboroto. Los dioses, enojados, ordenaron que se destruyeran unos a otros y decidieron hacer un hombre de barro, pero se dieron cuenta que no se sostenía de pie , que era ciego y mudo y no podía invocarlos. Se deshicieron de él y crearon un hombre de madera pero era como un muñeco y los dioses ordenaron a los pájaros que se deshicieran de ellos. Los dioses mezclaron a continuación  maíz, sangre de serpiente y jade, y modelaron al ser humano. Pero este ser era insensible y malvado y no adoraba a los dioses. Los dioses, admitiendo que se habían equivocado, decidieron que había que eliminarlos y para ello mandaron un diluvio de agua y de fuego para destruir todo el genero humano.


Finalmente , y gracias al amor del dios del sol, los dioses crearon un hombre bueno que adoraba a los dioses y les ofrecía sacrificios Este hombre era capaz de ver el pasado y el futuro, pero los dioses celosos de éste poder , velaron sus ojos para que viese sólo el presente”

Este último párrafo es el que más nos interesa para la historia del misterio de las calaveras de cristal. Entre los mayas todos los asuntos religiosos estaban gobernados por un sumo sacerdote  que estaba asesorado por un consejo de doce sacerdotes . Y aquí se halla el origen de una leyenda de un pueblo maya según la cual en el mundo existen 13 Calaveras de cristal a tamaño natural, y cuando todas sean descubiertas y unidas, transmitirán al hombre todo su conocimiento, aunque , nos advierte la leyenda, esto sólo sucederá cuando el hombre haya alcanzado una moral íntegra.

El explorador y arqueólogo Mitchell- Hedges(1882-1959) quien durante una expedición en Belice buscando posibles pistas sobre la Atlántida descubrió, o más bien su hija Anne, la famosa Calavera del Destino en 1927

Ahora tenemos que dar un salto en el tiempo y el espacio , para situarnos en Belice, en el año 1927. El 1 de enero de este año , un arqueólogo llamado ,Mike Mitchell-Hedges, caminaba por la selva en compañía de su hija Anne de 16 años en busca de restos de una antigua civilización que , según pensaba Mitchell-Hedges, tenía relación con la antigua Atlantida. Ese día era el cumpleaños de Anne y fue ella quién hizo el descubrimiento: una calavera de cuarzo a la que le faltaba la mandíbula inferior se hallaba sobre un altar.Meses después hallaría la parte inferior que faltaba. Los nativos mayas que le acompañaban se arrodillaron, según nos cuenta Anne, y se pusieron a orar. Les dijeron que los habían hecho sus antepasados como homenaje a los dioses y tenía poderes curatorios.

Esta calavera de cristal que sería conocida como “Calavera del Destino” es un cráneo hecho con una sola pieza de cuarzo y tallado a tamaño natural, casi seguro correspondiente a una mujer por su pequeño tamaño y con un peso de 5 kilos. Además su estructura anatómica coincide con la de los mayas. No es posible determinar  su antiguedad ya que el cuarzo no se puede datar con el método del Carbono 14, y así hay quien dice que tiene 2000 años de antiguedad y otros que corresponde al siglo XIV. Sorprende que tenga la mandíbula articulada como en un cráneo humano de verdad así como los dientes, que están tallados uno a uno.

Muchos acusaron a Mitchell-Hedges de fraude pero nunca se ha podido demostrar. En el año 1970 la familia del arqueólogo entregó la calavera a los laboratorios de la compañía Hewlett Packard, y su análisis hizo aún más grande el misterio de la Calavera del Destino . Según estos análisis, el cristal de la calavera presentaba un alto grado de dureza y había sido tallada en contra de su eje natural, algo que los escultores modernos no  intentarían ni siquiera empleando un láser porque provocaría la ruptura del cristal . Pero no acababan aquí los misterios, porque sobre la calavera no hay rastros ni evidencias del uso de herramientas metálicas ni ningún otro instrumento empleado para tallar 

La Calavera del Destino. No ha sido posible datar su antiguedad. Está hecha en un solo bloque de cuarzo de origen  brasileño, sin rastros de marcas de ningún tipo de herramienta, de una dureza que hace inexplicable su talla porque habría sido necesario 300 años para labrarla. Ni siquiera los escultores actuales podrían haberla hecho con la técnica empleada sus artífices, que la labraron en el sentido contrario al eje natural del cristal

Pero para dejarlo sumido en una bruma total de misterio los investigadores dijeron que sólo podía haber sido tallada de una forma. Para ello había que emplear una pieza de cuarzo en bruto y luego ,con las manos, comenzar a moldearlo causando en el cuarzo un efecto similar al de la erosión.Lo malo , es que con este procedimiento llevaría trescientos años darle la forma definitiva. Por lo tanto ni sabemos cuando fue hecha, ni como fue posible hacerla , ni cual era su finalidad.El último misterio de la calavera de cristal es que el cuarzo que la forma es de Brasil, aunque como pudo llegar de Brasil a la actual Belice no es más que otro misterio a sumar a los que ya conocemos.

Pero no es la única, hay hasta otras doce más . Es cierto que también hay tres calaveras de cristal talladas en  Italia durante el siglo XV , pero además de ser mucho más pequeñas no tienen la perfección de las halladas en América. Destacan otras dos calaveras, una conservada en el British Museum y otra en el Museo Trocadero de París. Ambas están talladas en cristal de cuarzo y fueron halladas en 1890 por soldados en Méjico. En el caso de la calavera conservada en el British Museum, el personal de limpieza del museo hablaban de extraños olores por la noche, de desplazamiento de objetos y de brillos, y finalmente consiguieron que durante las horas nocturnas la Calavera fuera cubierta con un paño . 

Hay una tercera calavera de cristal conservada en el Museo del Hombre de París, más pequeña que las dos anteriores y que, según los expertos del museo, formaba parte de un cetro mágico azteca del siglo XIII o XIV , que habría sido utilizado para ver el futuro.Los estudios realizados por un antropólogo llamado Morant demostraron que las calaveras eran muy similares y que deberían de haber sido moldeadas sobre la calavera de una mujer . Hay arqueólogos que denuncia que son falsificaciones pero de momento no lo han podido demostrar.     

Una de las calaveras de cristal  más extrañas encontradas hasta ahora. La hallaron en Guatemala y tiene un cráneo puntiagudo al igual que la barbilla, lo que ha dado pie a que algunos digan que representa a un extraterrestre, pero hay que recordar que entre los mayas se practicaba la trepanación y la deformación de los cráneos

Se han hallado otras calaveras de cristal en Mongolia , en China y en Brasil, hasta alcanzar una cifra de doce calaveras de cristal. Si os acordáis, la profecía maya hablaba de las trece calaveras necesarias para lograr el conocimiento. Si eso fuera así, nos faltaría una por descubrir. Las explicaciones esotéricas son muchas, desde un regalo de los extraterrestres hasta su talla con avances tecnológicos desconocidos por nosotros, lo más razonable sería pensar que lo hicieron  los mayas, pero ¿como pudieron labrarlas cuando ni hoy en día somos capaces de hacerlo? Es un enigma que , por el momento, no tiene respuesta.